FLEXIBILIDAD DEL SISTEMA HÍBRIDO

Toyota continuará usando dos tipos de baterías distintos en sus modelos híbridos

Los modelos híbridos de Toyota continuarán usando indistintamente baterías de litio o hidruro de níquel en función de las condiciones económicas del mercado, como son el precio de las materias primas, la política de aranceles o la propia demanda de sus productos.

Toyota mantendrá dos tecnologías para las baterías de sus híbridos, litio y níquel.
Toyota mantendrá dos tecnologías para las baterías de sus híbridos, litio y níquel.

Toyota continuará utilizando en sus modelos híbridos tanto baterías de hidruro de níquel-metal como baterías de litio, en función de las condiciones económicas del mercado, los aranceles comerciales o la demanda de sus productos, aunque también tendrá en cuenta las funcionalidades de cada uno de sus modelos. A pesar de que la mayoría de los fabricantes de híbridos, enchufables y convencionales, y de eléctricos puros, han apostado por las baterías de litio, Toyota mantiene las dos tecnologías, gracias a la flexibilidad de su mecánica híbrida que se adapta indistintamente a cualquiera de las dos.

Toyota ha vendido ya más de 12 millones de híbridos en todo el mundo, siendo una línea de negocio muy rentable para el fabricante japonés que ha sabido hacerse con una porción muy importante de este mercado. En septiembre el catálogo de híbridos de Toyota estaba formado por 34 modelos diferentes.

Según ha declarado en el pasado Salón del Automóvil de Los Ángeles Shoichi Kaneko, ingeniero jefe del Prius, la mayor parte de la gama híbrida de Toyota es capaz de funcionar con los dos tipos de batería, sin que eso suponga ninguna pérdida de rendimiento ni el conductor note la diferencia. El sistema híbrido está desarrollado para ser muy flexible y acomodarse a las diferentes salidas de potencia y ciclos de carga de las dos químicas.

Kaneko, explicó las diferencias en cuanto a tamaño y peso entre las dos tecnologías. El peso del paquete de baterías de NiMH es un 25% superior al que ofrecen las baterías de litio —75 kilogramos frente a 60 kilogramos—. Además la batería de NiMH es un 20% más voluminosa que la de litio. Estas diferencias son los suficientemente pequeñas como para que Toyota pueda implementar en sus modelos cualquiera de las dos tecnologías, permitiéndole reaccionar rápidamente y adaptarse a las variaciones de precio que sufre el mercado en función de materias primas con costes tan variables como el níquel y el litio.

El nuevo Toyota Prius 2019 incluirá diferentes tecnologías de baterías en función de sus variantes

El nuevo Toyota Prius 2019 incluirá diferentes tecnologías de baterías en función de sus variantes.

Desde el año 2015 el Toyota Prius utiliza baterías de iones de litio para algunas de sus variantes, mientras que otros utilizan baterías de hidruro de níquel. El nuevo Prius 2019, recientemente presentado, mantendrá esta estrategia, según ha confirmado Kaneko.

Las baterías de NiMH que actualmente utiliza Toyota en sus híbridos pueden responder a las demandas instantáneas de energía con la misma celeridad que las baterías de litio. Sin embargo, la mayor capacidad para realizar largos ciclos de carga y descarga de las baterías de litio las hace mucho más apropiadas para el caso de los híbridos enchufables, razón por la cual el Toyota Prius Prime, monta este tipo de baterías.

Sin embargo, la variante con tracción a las cuatro ruedas, el Prius AWD-i de 2019, presentado en la pasada edición del Salón del Automóvil de Los Ángeles, utilizará baterías de NiMH ya que su resistencia a las condiciones climáticas adversas, con frío intenso, donde más demanda tienen los vehículos con tracción total, es muy superior a la de las baterías de litio.

Conversaciones: