PRIMERAS PRUEBAS DEL E-RACER EN CIRCUITO

Cupra utilizará la tecnología de Rimac en sus coches eléctricos de carreras

Cupra contará con la experiencia del fabricante croata Rimac Automobile para desarrollar, con la vista puesta en la nueva competición eléctrica E TCR, el sistema eléctrico del e-Racer.

Cupra e-Racer.
Cupra e-Racer.

La firma croata Rimac Automobile, especialista en la fabricación de vehículos eléctricos de altas prestaciones, colaborará con Cupra en el desarrollo del e-Racer. Este deportivo de carreras totalmente eléctrico, está basado en el chasis del Seat León Cup Racer de gasolina y fue presentado durante el pasado Salón de Ginebra.

Las especificaciones iniciales, confirmadas por Rimac son espectaculares. Cuenta con cuatro motores eléctricos situados en el eje trasero que desarrollan 300 kW (402 CV) de potencia continua y que es capaz de alcanzar hasta los 500 kW (680 CV) de potencia punta. Como la mayoría de los coches eléctricos estas cifras las consigue sin añadir ningún tipo de transmisión entre los motores y las ruedas. Es capaz de alcanzar hasta los 270 km/h de velocidad punta acelerando de 0 a 100 en 3,2 segundos.

Para la presentación de esta colaboración y la realización de la primera prueba conjunta las empresas han elegido una pista de carreras en Zagreb, Croacia. Allí se ha puesto a prueba la integración del sistema eléctrico, formado por motor y la batería, con el chasis del e-Racer.

Instrumentación del Cupra e-Racer

Instrumentación del Cupra e-Racer

Para Mate Rimac, fundador y CEO de Rimac Automobili, “la oportunidad de colaborar con Cupra en el e-Racer e introducir una nueva categoría eléctrica –la llamada E TCR– es una gran responsabilidad para Rimac. Es un desafío para cumplir con las expectativas de rendimiento y seguridad que implica un coche de carreras. Esto nos empuja a ofrecer lo mejor de nuestras capacidades técnicas”.

El Cupra e-Racer participará en algunos de los eventos de la nueva E TCR, el primer campeonato de turismos eléctricos. El objetivo es realizar la puesta a punto para arrancar la competición, con las mayores posibilidades de éxito, en el campeonato E TCR que tendrá lugar en el 2019.

Cupra, perteneciente a Seat, comenzó su andadura en el Salón de Ginebra 2018 como una marca dedicada a evolucionar los coches de Seat hacia modelos de mayores prestaciones y, en algunos casos, movidos por tecnologías alternativas, como versiones híbridas y eléctricas.

Rimac Automobili, además de fabricar sus propios modelos eléctricos, colabora con varios fabricantes de automóviles ofreciéndoles su tecnología eléctrica. En su lista de clientes están Porsche, que cuenta con una participación accionarial en la compañía, Aston Martin y Renault, entre otros.

Conversaciones: