Híbridos y Eléctricos

PARA 2023

El nuevo MINI Countryman se convertirá en el primer SUV eléctrico de MINI, aunque no será tan "mini"

La próxima generación del MINI Countryman ser convertirá en el primer SUV eléctrico de MINI, y en base a lo visto en las unidades de desarrollo, ganará en cotas con respecto a la generación actual.

P90390369_highRes_mini-countryman-sket
La próxima generación del MINI Countryman tendrá versión eléctrica.

Como marca enfocada a a producción de vehículos de tamaño más compacto, MINI tiene ante sí la tarea de lanzar vehículos de corte más urbano que la propia BMW. No obstante se espera un cambio de tercio con la próxima generación del MINI Countryman, pues se trata de un SUV que además de ganar una versión completamente eléctrica también dará un paso adelante en cuanto a concepto.

Las dos primeras generaciones del MINI Countryman de la renovada MINI del Siglo XXI han sido SUV que aunque se demarcaran del MINI original en cuanto a tamaño han seguido siendo coches enfocados a un uso en carretera, y mayormente en ámbito urbano, pues han cabalgado a medias entre los segmentos B y C.

Ahora, tal y como sacan a la luz desde la publicación británica Autocar, el MINI Countryman de tercera generación acaba de pisar las calles para encarar su puesta a punto con el fin de estar listo para producción no antes de 2023.

El SUV británico ha sido fotografiado de pruebas luciendo el espeso y habitual camuflaje de estas unidades, y aunque sí que consiguen con ello disimular los recursos estéticos a los que recurrirá este nuevo Countryman, las proporciones y el tamaño de la carrocería son aspectos que no se pueden ocultar, por lo que deja apreciar una ganancia en sus cotas exteriores considerable.

La próxima generación del MINI Contryman crecerá en tamaño.

La próxima generación del MINI Contryman crecerá en tamaño pero no se esperan grandes cambios estéticos.

Está previsto que al igual que sucede con la actual generación, el Countryman comparta ingeniería en gran medida con la próxima generación del BMW X1, que a su vez tendrá una versión completamente eléctrica denominada BMW iX1. Ambos SUV se basarán en una versión evolucionada de la actual arquitectura que sustenta los modelos actuales. Denominada FAAR, puede albergar sistemas de propulsión de combustión pura, híbridos y totalmente eléctricos y conformará la base de los sucesores de la mayoría de los modelos compactos del Grupo BMW.

No obstante, servirá para todos los modelos de tracción delantera del grupo excepto para los MINI de tres y cinco puertas, pues para éstos el Grupo BMW ha recurrido al gigante chino Great Wall Motors, quien pondrá la plataforma que da sustento al ORA Good Cat para desarrollar sobre ella la tercera generación del clásico utilitario.

Está previsto que conozcamos al BMW iX1 antes que al Contryman eléctrico, por lo que para cuando el modelo de BMW sea revelado dejará entrever la mayoría de las especificaciones técnicas que más tarde estrena el modelo británico.

Como SUV compacto que será, se enfrentará de manera directa al recién estrenado Volvo C40 Recharge, por lo que sus prestaciones irán en línea de lo visto en el modelo sueco. Podemos esperar una autonomía de en torno a 400 kilómetros con una carga completa, aunque la potencia no irá mucho más allá de los 200 CV, presumiblemente.

Conversaciones: