Híbridos y Eléctricos

DESARROLLO JUNTO A RIMAC

Los Porsche Cayman y Boxster eléctricos llegarán en 2023 con 400 caballos de potencia

Gracias a la publicación británica CAR Magazine hemos conocido más detalles de la próxima generación de los Cayman y Boxster, que tendrán versiones completamente eléctricas.

Los Porsche Cayman y Boxster eléctricos llegarán en 2023 con 400 caballos de potencia
Los Porsche Cayman y Boxster eléctricos llegarán en 2023 con 400 caballos de potencia

No es ningún secreto que la próxima generación de los Porsche Cayman y Boxster estarán electrificados, incluyendo una versión totalmente eléctrica. Aunque hasta ahora conocíamos pocos detalles más sobre estos modelos de los que ahora, gracias a los compañeros de CAR Magazine hemos podido saber que estos nuevos deportivos eléctricos de Porsche llegarán en 2023 con una potencia cercana a los 400 caballos.

Según la información a la que ha tenido acceso CAR Magazine, la próxima generación de los Porsche 718 Cayman y 718 Boxster estarán disponibles con versiones tanto de tracción trasera como integral. Es lógico pensar, por tanto, que las primeras tendrán un motor eléctrico y las segundas montarán dos motores eléctricos -uno en cada eje-. En cualquier caso, las fuentes de CAR hablan de una potencia próxima a los 400 caballos, lo que situaría las prestaciones de los Boxster/Cayman eléctricos entre los actuales GTS y Cayman GT4/718 Spyder.

Los 718 eléctricos estarán construidos sobre un monocasco de aluminio y la idea de Porsche es seguir manteniendo la esencia de coche de motor central trasero presente en la actualidad. Con este diseño, y con la tecnología de celdas actual, el deportivo de acceso al fabricante alemán difícilmente podría alojar una batería lo suficientemente grande como para ofrecer más de 300 kilómetros de autonomía.

Los actuales Porsche 718 continuarán en el mercado previsiblemente hasta el año 2023, momento en el cual llegarán las versiones electrificadas. Estas compartirán componentes con otros modelos del grupo como el futuro Audi TT eléctrico e incluso, según algunos rumores, un hipotético Lamborghini Urraco eléctrico. La compañía italiana comercializó el Urraco como un coupé de 2+2 plazas entre los años 1972 y 1979 y ahora podría estar planteándose su vuelta, aunque con una mecánica muy distinta a la de su antecesor.

En todo este asunto tendrá mucho que decir Rimac, la compañía croata especializada en baterías y trenes de potencia eléctricos de la que Porsche adquirió más acciones el pasado septiembre hasta hacerse con el 15,5% de la empresa. Rimac no ha estado involucrada en el desarrollo del Taycan, pero sí lo estará con el Macan eléctrico y los modelos sucesivos como estos 718. Según Oliver Blume, CEO de Porsche, a los ingenieros les quedan pocos meses para presentar algo a los ejecutivos de Porsche, ya que la marca tiene 12 meses para decidir el rumbo futuro de sus deportivos pequeños.

Antes de la llegada de los Boxster y Cayman eléctricos, conoceremos sus versiones híbridas. Estas utilizarán los motores híbridos que se estrenarán primero en el Porsche 911 (992), en los inicios de la próxima década, para algo más tarde pasar también a usarse en los 718 Boxster y Cayman.

Conversaciones: