Híbridos y Eléctricos

7 ELECTRIFICADOS

Los próximos planes de Volvo incluyen hasta 5 coches eléctricos totalmente nuevos

Volvo se encuentra actualmente en un período de renacimiento tecnológico y de marca en el que se apuesta al 100% por la electrificación de sus modelos, así como por la eficiencia en todos los aspectos.

Volvo tendrá nuevos lanzamientos 100% eléctricos
Los próximos planes de Volvo incluyen hasta 5 coches eléctricos totalmente nuevos

En Volvo se encuentran totalmente inmersos en crear una nueva imagen de marca más enfocada en la electrificación y en el uso de materiales eficientes; en definitiva, en crear una gama mucho más amigable para con el medio ambiente. Hace unos días tuvo lugar una conferencia entre los responsables de la marca y los distribuidores oficiales a los que le mostraron la próxima hoja de ruta de la marca en cuanto a nuevos modelos eléctricos.

Esta información fue publicada originalmente por el medio Autonews quien, a través de una fuente anónima que pudo asistir a tal conferencia, se encargó de filtrar todos los datos relativos a los futuros modelos eléctricos de la firma sueca. El evento contó con más de 800 asistentes a los que les mostraron cuáles son los planes a futuro, entre los que se incluyen un total de 7 vehículos enchufables de los que 5 sería coches totalmente eléctricos. Además de esto, también hablaron sobre los nuevos planes de fabricación, especialmente sobre la nueva tecnología de fundición que montarán los modelos. 

En primer lugar, la marca centró todo su interés durante la conferencia en proclamar que sus miras están puestas en crear una línea de modelos completamente eléctricos para el año 2030, algo de lo que ya teníamos constancia. El primer producto que verá la luz en esta nueva era de la electromovilidad para Volvo será un modelo basado en el Concept Recharge, del cual ya pudimos hablar hace unos meses. El modelo final debería entrar en la línea de producción a lo largo del último trimestre de este 2022, con vistas a presentarse como modelo 2023. Según la filtración, desde Volvo esperan matricular un total de 20.000 unidades al año de este modelo. 

Pero, como hemos mencionado, este sería tan sólo el primer modelo de la nueva era de Volvo, pues seguidamente llegarán otros como el V546 (su denominación interna), un SUV eléctrico posicionado entre el XC60 y el XC90 del que esperan alcanzar unas cuotas de ventas superiores a las 100.000 unidades anuales. Este vehículo tiene programado su inicio de producción para el año 2025, lo cual se dará lugar sobre la planta que la corporación posee en Carolina del Sur, Estados Unidos, donde también se cobijarán el Polestar 3 y el modelo inspirado en el Concept Recharge que ya hemos mencionado. 

Además de estos modelos totalmente nuevos para la firma, los planes de Volvo también abrazan una versión 100% eléctrica del XC60, algo que muchos ya vaticinaban debido, especialmente, al gran éxito de ventas que ha sido, y es, este coche. Más adelante también pronostican la llegada de un nuevo modelo totalmente eléctrico situado por debajo del XC40. Aunque también hubo espacio para la actualización generacional de modelos que ya conocemos, tales como el S90 y el XC90, ambos también recibirán su propia variante eléctrica y electrificada a través de versiones híbridas enchufables. 

Según presumió la directiva de la firma durante tal acontecimiento, estos modelos irán equipados con la nueva tecnología Ride Pilot, la cual destaca por su enorme capacidad de conducción autónoma, uno de los sistemas más avanzados del sector, según vaticinan desde la corporación. Este utilizará hasta 24 sensores, entre LiDAR y ultrasónicos, que captarán todo lo que a ellos rodee creando un dibujo virtual del mundo a través de una nueva tecnología de inteligencia artificial. Este nuevo sistema de conducción autónoma será estrenado sobre el nuevo SUV eléctrico de la firma que verá la luz a lo largo de este año.

Conversaciones: