Híbridos y Eléctricos

NUEVA ACTUALIZACIÓN

Tesla aumenta la potencia del Model 3 en un 5% de forma remota

Tesla ha lanzado una nueva actualización para el software del Model 3 que aumenta la potencia punta en un 5%, gracias al estudio de los datos que el fabricante ha recibido de los propios usuarios durante el año que el coche lleva en el mercado.

Tesla eleva en un 5% la potencia de todos los Model 3.
Tesla eleva en un 5% la potencia de todos los Model 3.

A través de una nueva actualización del software del Model 3, Tesla está incrementando de forma remota la potencia de todas las unidades que ya están en manos de sus propietarios. Con las dos últimas actualizaciones del software, el Model 3 cuenta con una potencia punta un 5% superior, mejorando la aceleración y el rendimiento y, en el caso de las versiones Long Range, con 25 kilómetros más de autonomía.

Con el lanzamiento de la versión Standard Range del Model 3, el fabricante californiano anunció que incrementaría en 25 kilómetros la autonomía de la versión Long Range y que, aumentaría la potencia punta del motor o motores de todas las versiones.

Se trata de dos actualizaciones del firmware diferentes; la 2019.5.15 que se encarga de incrementar la autonomía y la 2019.8.2 que aumenta la potencia. La descripción que incluye el nuevo software indica al usuario que “la potencia máxima del vehículo se ha incrementado en aproximadamente un 5%, mejorando la aceleración y el rendimiento”.

Tesla Model 3 Dual Motor

Tesla Model 3 Dual Motor.

Este aumento de la potencia viene acompañado con una mayor velocidad punta hasta los 260 km/h. Un año después de iniciar la producción del Model 3, la actualización está llegando ya a los propietarios del coche gracias a la conexión permanente que incorporan todos ellos. Esta misma conexión es la herramienta que Tesla ha utilizado para recopilar datos sobre el rendimiento y el comportamiento de cada uno de los coches que ha entregado. Una vez analizados estadística y técnicamente, Tesla ha modificado el software para actuar sobre la electrónica de potencia y obtener ese 5% de potencia extra con los mismos componentes mecánicos.

Esta es una de las ventajas que los coches eléctricos tienen sobre los de combustión. La electrónica de potencia permite que pueda alterarse el comportamiento del motor y la batería para modificar sus prestaciones: mayor autonomía, mayor potencia, mejor rendimiento, mayor eficiencia, e incluso nuevos modos de conducción y nuevas opciones. Esta característica hace que los coches eléctricos evolucionen con el tiempo. En el caso de Tesla esta evolución se realiza mediante actualizaciones OTA (sobre el aire) con las que el conductor solamente tiene que aceptar la instalación de cada actualización para “estrenar coche”.

Además de ser un fabricante de coches y de baterías, Tesla es también es una empresa de software, como ha afirmado el propio Elon Musk, lleva esta característica a su máxima expresión combinándola con la conectividad que ofrece en todos sus vehículos que funciona en dos direcciones. La primera del coche hacia Tesla, enviando información útil de su funcionamiento y la segunda de Tesla al coche que se actualiza y mejora sin que esto implique tener que llevar el coche al taller para implementarla.

Conversaciones: