Híbridos y Eléctricos

EL PROTOTIPO SERÁ PRESENTADO EN 2021

El Fisker Ocean se convierte en un todoterreno eléctrico de altas prestaciones

Fisker ha actualizado los planes de producción de su primer SUV eléctrico y ha presentado una variante todoterreno llamada Force-E, que dispondrá de elementos mecánicos y accesorios adaptados a la conducción off road.

Fisker Ocean Force-E
Fisker Ocean Force-E, la versión todoterreno del SUV eléctrico americano.

El Fisker Ocean es un SUV eléctrico que fue presentado por Henrik Fisker en el pasado CES de Las Vegas, con la intención de convertirse en un duro competidor en este segmento cuando llegue al mercado en 2021. Su precio de partida, 38.000 dólares, lo convierte en una opción muy interesante en comparación con la competencia.

Sin conocer todavía el diseño definitivo del modelo de producción, Fisker presenta ahora una variante todoterreno que incorporará un paquete de sistemas específicos para la conducción off road y una serie de accesorios en los que la empresa está trabajando todavía.

La versión vitaminada del Ocean, llamada Force-E, se basará en las versiones con tracción a las cuatro ruedas, tanto la convencional con 300 CV de potencia, como en la de alto rendimiento. Incluirá un sistema de control total de tracción cuya función será ampliar el par motor que llega a cada una de las ruedas, además de controlar cuál de ellas lo recibe como si se tratase de un bloqueo de diferencial mecánico. También se modificarán las suspensiones con muelles de mayor recorrido que elevaran el vehículo para aumentar el ángulo ventral. Las llantas y los neumáticos contarán con especificaciones todoterreno. Bajo el capó delantero se situará una rueda de repuesto completa, una solución más práctica que situarla colgando del portón trasero o sobre el capó delantero, como es el caso de los 4x4 de combustión. Esta solución solo es posible gracias a su arquitectura, que abre ese gran espacio libre que deja la motorización eléctrica.

También incluirá algunos accesorios extra pensados para escenarios fuera de la carretera como luces adicionales en el parachoques delantero, barras protectoras para los faros, ganchos de remolque, una placa protectora en la parte delantera, una rejilla de techo con luces integradas y un armario eléctrico con un cargador para rescatar otros vehículos eléctricos que se hayan quedado sin batería. Para visualizar esta variante, Fisker ha lanzado algunos renders creados por ordenador del resultado. El prototipo definitivo del Ocean Force-E será presentado el próximo año.

Render Fisker Ocean Force-E

Render Fisker Ocean Force-E.

La presentación de esta variante se realizó la semana pasada, aprovechando la actualización que Fisker ofreció sobre los planes de lanzamiento del Ocean. El precio de entrada se confirma en 37.499 dólares y se ofrecerá en cuatro opciones de acabado diferentes que se detallarán en el cuarto trimestre de 2020. La opción de alquiler, sin plazo límite, precisará un anticipo de 2.999 dólares y la cuota mensual será de 379 dólares. Los centros de experiencia permitirán a los clientes ver y probar los vehículos, aunque la compra o alquiler solo podrá realizarse a través de la aplicación móvil o de su página web. La estrategia de fabricación se anunciará en el tercer trimestre de 2020 y los mercados a los que se destinará serán tanto el estadounidense como el europeo.

Los detalles mecánicos, que se revelarán próximamente, son todavía muy incompletos. Los rumores afirman que contará con una batería de 80 kWh de capacidad suministrada por LG Chem, que proporcionará una autonomía entre los 400 y los 480 kilómetros. Fisker ha confirmado que contará con carga rápida bajo el estándar CCS.

Henrik Fisker, CEO y fundador de Fisker, presenta el Ocean en el CES 2020

Henrik Fisker, CEO y fundador de Fisker, presenta el Ocean en el CES 2020.

Henrik Fisker fundó en 2007 la empresa Karma Automotive que puso en el mercado el Fisker Karma, un coche eléctrico de autonomía extendida que adoleció de varios problemas de fiabilidad, a los que se unieron las dificultades económicas del suministrador de baterías A123. En 2014 su control fue asumido por el grupo chino Wanxiang lo que provocó el abandono definitivo de Fisker de la compañía. En 2016, el diseñador y empresario danés fundó Fisker Inc, con el objetivo de fabricar coches cien por cien eléctricos y desarrollar sus propias baterías con la tecnología de electrolito sólido. Durante el CES de Las Vegas de 2018, presentó el Fisker Emotion, un primer modelo totalmente eléctrico con una autonomía de 640 kilómetros y un precio de 129.000 dólares. Pocos meses después, y sin todavía ningún modelo real en el mercado, Fisker anunció este SUV que ha ido mostrando en sucesivas imágenes publicadas a través de Twitter hasta el prototipo casi definitivo que se mostró en el CES de Las Vegas de este año.

Conversaciones: