Híbridos y Eléctricos

INCLUIDOS LOS MODELOS T6 Y CADDY

Schaeffler y ABT electrificarán completamente los vehículos comerciales ligeros de Volkswagen

La colaboración estratégica entre ABT y Schaeffler comenzará con la electrificación de los vehículos comerciales ligeros de Volkswagen.

Schaeffler y ABT desarrollarán trenes eléctricos de potencia para vehículos comerciales ligeros.
Schaeffler y ABT desarrollarán trenes eléctricos de potencia para vehículos comerciales ligeros.

Schaeffler y ABT e-Line han establecido una colaboración estratégica para la electrificación de vehículos comerciales ligeros con un peso de hasta 3,5 toneladas. ABT e-line es una filial al 100% de ABT Holding que, como socio Premium de Volkswagen Vehículos Comerciales, ha recibido el encargo de electrificar completamente los vehículos comerciales ligeros, incluidos los modelos T6 y Caddy; también asume la responsabilidad ante los clientes del tren eléctrico de potencia, incluyendo la garantía.

En la fase inicial, Schaeffler se centrará, conjuntamente con VW y ABT, en la gestión de proyectos -desde el concepto hasta la homologación- y en la gestión de proveedores de sistemas. Además, contribuirá en los campos de compras, producción y control de calidad. El departamento de ingeniería de Schaeffler ya desarrolla sistemas de control electrónico para ABT e-line que se utilizan en la readaptación de los vehículos comerciales ligeros de VW.

El objetivo de la colaboración es desarrollar trenes eléctricos de potencia más avanzados e integrarlos e incorporarlos a los vehículos, centrándose en los vehículos comerciales ligeros y especiales. Otro objetivo es desarrollar soluciones flexibles de chasis mecatrónicos. A medio plazo, el Grupo Schaeffler ve potencial para conseguir nuevos pedidos y volúmenes de producción pequeños y medianos en el sector de los vehículos comerciales y especiales.

Los esfuerzos para reducir las emisiones de los vehículos en los espacios urbanos se centran principalmente en los vehículos comerciales ligeros, especialmente en lo que hace referencia al tráfico intraurbano. Además, los fabricantes deben cumplir por separado los límites máximos reglamentarios para las emisiones en el segmento de los vehículos comerciales ligeros: no es posible compensar los valores de emisión con los de las flotas de turismos. La capacidad de rendimiento de los actuales motores eléctricos puede satisfacer en gran medida los perfiles de requerimientos típicos de los vehículos comerciales ligeros que se utilizan en las aplicaciones intraurbanas.

Este segmento también está cobrando importancia por lo que respecta a los conceptos modernos de movilidad, ya que la demanda de una movilidad limpia, eficiente y económica está aumentando rápidamente en las áreas metropolitanas de todo el mundo, una situación a la que los proveedores de servicios de movilidad se están intentando adaptar. En particular, los sectores del transporte (incluyendo el transporte de pasajeros) y la logística ofrecen un gran potencial para implementar soluciones de conducción (totalmente) automatizadas.

Conversaciones: