Híbridos y Eléctricos

UNO DE LOS MAYORES FABRICANTES CHINOS

BYD deja de fabricar vehículos de combustión (incluyendo turismos y comerciales)

BYD es el mayor fabricante de vehículos eléctricos de China y el segundo del mundo, sólo por detrás de Tesla. La compañía acaba de anunciar que dejará de fabricar coches de combustión para centrarse solamente en los eléctricos.

byd-seal-portada
BYD dejará de fabricar coches de combustión: apostará todo a los eléctricos

BYD ha anunciado que deja de fabricar coches y vehículos comerciales que solamente tienen motor de combustión. El mayor fabricante de vehículos eléctricos de China y el segundo del mundo abandona la producción de vehículos de combustión, y no se trata de planes a futuro, sino que la decisión ya es efectiva.

Así lo ha anunciado la compañía en sus redes sociales y otros canales oficiales, asegurando que dejó de fabricar coches de combustión el pasado mes de marzo «en línea con los requisitos de desarrollo estratégico» de la compañía. A partir de ahora, BYD fabricará únicamente coches eléctricos de batería e híbridos enchufables (PHEV), los que en China se denominan "vehículos de nueva energía".

BYD es un fabricante que, además de coches, también produce camiones, autobuses y maquinaria industrial de diversa índole. No obstante, el paso hacia una gama enchufable no supondrá ningún drama para la compañía: el pasado mes de febrero, el 97% de todos los vehículos BYD eran híbridos enchufables y eléctricos. El pasado mes de marzo ya fue del 100%.

Según datos de la compañía, el pasado mes de marzo todos los vehículos que vendió BYD (106.658 unidades incluyendo turismos y vehículos comerciales) eran "de nueva energía", es decir, eléctricos e híbridos enchufables. En las estadísticas de marzo, los vehículos puramente de combustión suman cero.

No obstante, BYD no abandonará por completo la producción de motores de combustión interna, unos motores que seguirán estando presentes en los  vehículos híbridos enchufables. La compañía china también seguirá fabricando y suministrando piezas y componentes para sus vehículos de combustión y seguirá proporcionando servicio posventa para este tipo de vehículos (como es lógico, por otra parte) durante el ciclo de vida habitual.

BYD se ha convertido así en el primer fabricante del mundo que transforma toda su gama a vehículos enchufables. Esta afirmación no sería válida si tenemos en cuenta solamente los turismos, pues smart se convirtió en 2019 en la primera marca de la industria en pasar de fabricar y vender coches de combustión a vender solamente coches eléctricos.

Según Wang Chuanfu, director ejecutivo y presidente de BYD, la tendencia general de que los vehículos de nueva energía reemplacen a los vehículos de combustión pura «ya está establecida». Sin embargo, Wang cree que habrá un largo periodo de transición en el mercado desde los híbridos enchufables hasta los vehículos eléctricos puros.

Conversaciones: