EN EUROPA SE VENDERÁN 2 MILLONES ANUALES

El mercado mundial de coches eléctricos superará los 11 millones en 2035

Un estudio de Fuji Keizai ha revelado que en 2035 China seguirá liderando el mercado de vehículos eléctricos con una cuota cercana al 60%, mientras que Europa seguirá su estela vendiendo dos millones de coches eléctricos al año.

El mercado mundial de coches eléctricos superará los 11 millones en 2035. (Foto: Financial Post)
El mercado mundial de coches eléctricos superará los 11 millones en 2035. (Foto: Financial Post)

China es, en la actualidad, el mayor mercado de coches eléctricos del mundo, con 579.000 vehículos vendidos en 2017 y camino de superar dicha cifra en 2018. Y lo seguirá siendo, pues un reciente estudio de Fuji Keizai ha revelado que en 2035 China será el primer mercado mundial de vehículos eléctricos con una cuota cercana al 60%. Por su parte, Europa seguirá su estela con más de dos millones de coches eléctricos matriculados anualmente.

La consultora con sede en Tokio prevé que para el año 2035 se venderán 11,25 millones de vehículos 100% eléctricos (BEV) a nivel global, multiplicando por 13 las cifras de matriculaciones registradas en 2017. Del total, 6,42 millones tendrán su origen en China, lo que corresponde precisamente al 57% de la cuota de mercado global. A cierta distancia le seguirá el mercado europeo, que contará 2,17 millones de coches eléctricos por año (19,3%). En tercer lugar se sitúa el mercado norteamericano, que para entonces valdrá 1,36 millones de unidades (12,1%). Japón será el cuarto mercado en discordia con 450.000 vehículos por año (4%).

Por otro lado, las ventas de vehículos híbridos enchufables (PHEV) a escala mundial se multiplicarán por 31, alcanzando la cifra de 12,43 millones de unidades en 2035 (el último año se vendieron 400.000 PHEV). Del total, 4,65 millones de coches híbridos enchufables corresponderán a China (37,4% de cuota de mercado), 3,81 millones a Europa (30,7%), 2,47 millones a Norteamérica (19,9%) y 0,9 millones al mercado japonés (7,2%). Si combinamos los pronósticos para eléctricos a batería e híbridos enchufables, obtendremos una estimación de 23,68 millones de vehículos enchufables vendidos anualmente en todo el mundo para el año 2035.

progresion-ventas-coches-electricos-hibridos-enchufables-hibridos-mercado-mundial-china-europa-estados-unidos-japon

En cambio, los vehículos híbridos (HEV), la modalidad de propulsión eléctrica más común en la actualidad, también aumentarán considerablemente sus ventas, pero no experimentarán una subida tan drástica como la de los BEV y PHEV. Los pronósticos de Fuji Keizai para el mercado de coches híbridos –excluyendo los modelos enchufables y los híbridos suaves de 48V– sitúan el mercado de los coches híbridos en 4,2 millones de unidades anuales para 2035. Japón continuará liderando las ventas mundiales con 1,31 millones de híbridos (31,2%), seguido de América del Norte, que con 1,03 millones (24,5%) será el segundo mercado global de coches híbridos. Europa (13,8%) y China (12,1%) se situarán como tercer y cuarto mercado con 580.000 y 510.000 unidades respectivamente.

El estudio indica que las ventas en China estarán impulsadas por las cuotas de producción impuestas por el gobierno de Xi Jinping a partir del próximo año, estimulando únicamente los “vehículos de nueva energía”, como son los híbridos enchufables y los eléctricos a batería. Además de esto, la legislación arancelaria proteccionista motivó a las empresas extranjeras a invertir en la industria automotriz local, lo que terminaría por convertir China en un enorme productor de automóviles eléctricos.

Por el contrario, la exclusión de los coches híbridos en las ayudas del gobierno chino y la futurible la prohibición de este tipo de propulsores –junto con los motores a gasolina y diésel– en países como el Reino Unido y otras ciudades europeas, provocaría que la demanda de motores híbridos crezca a un ritmo más pausado. Estas circunstancias favorecerían la progresión de los híbridos en mercados más permisivos con las emisiones, como el de Estados Unidos y Japón, en detrimento de las regiones más exigentes en cuanto a regulaciones, como es el caso de China y Europa.

Conversaciones: