TECNOLOGÍA PUNCH POWERTRAIN

PSA se prepara para la electrificación masiva del automóvil

Punch Powertrain suministrará las transmisiones de los coches híbridos y eléctricos del grupo PSA. Las dos empresas negocian la implantación de la producción en una de las plantas del grupo automovilístico y ampliar su colaboración.

PSA se prepara para la electrificación masiva del automóvil.
PSA se prepara para la electrificación masiva del automóvil.

Desde la adquisición de Opel, ahora el grupo francés PSA está compuesto por cuatro marcas, y todas ellas apostarán por la electrificación de todos sus automóviles de aquí a 2025. Peugeot, Citroën, DS y Opel tienen una estrategia de electrificación común que empezará por convertir en híbridos suaves los principales modelos de su catálogo. Para hacer esto posible, PSA Group ha llegado a un acuerdo con Punch Powertrain para abastecerse de los sistemas de transmisión híbridos que la empresa tiene patentados hasta 2022.

Mediante una tecnología innovadora y económica, el proveedor independiente de sistemas de transmisión PunchPowertrain suministrará con su nueva generación de cajas de cambios automáticas y doble embrague e-DCT al grupo PSA. Dotadas de un pequeño motor eléctrico integrado, este tipo de cajas de cambio permitirán hibridizar con tecnología de 48 Voltios prácticamente cualquier modelo de la gama, reduciendo su consumo y emisiones, mejorando sus prestaciones en el arranque y regenerando energía durante las deceleraciones y frenadas.

Punch Powertrain e-DCT hybrid DT2

Esta caja de doble embrague electrificada –hybrid DT2– con motor de 48V equipará a los modelos de tipo MHEV (Mild Hybrid Electric Vehicles) del grupo PSA. La caja, que permite reducir el número de componentes y, con ello, el peso del conjunto, ofrece, además, un excelente redimiendo y un consumo de combustible reducido a un coste competitivo. "Esta caja se convierte en una referencia entre las cajas de doble embrague en los segmentos de los turismos y los vehículos comerciales ligeros", asegura PSA.

Este contrato con PSA Group es un importante paso adelante en la estrategia de Punch Powertrain cuya ambición es convertirse en proveedor de la industria del automóvil a escala mundial. Para ello ha realizado importantes inversiones para responder a las exigencias de un proyecto tan amplio, como en la adquisición de Apojee, especialista en electrónica de potencia.

Para asegurar un crecimiento continuo y sostenible, la empresa se ha fijado un doble objetivo: aumentar su oferta de productos y construir una base de clientes internacional para los grandes mercados. Con el grupo PSA como primer gran cliente europeo, Punch Powertrain alcanza su segundo objetivo: consolidar su posición en Europa y extender su presencia a nivel internacional.

Punch Powertrain, proveedor independiente de sistemas de transmisión innovadores y económicos, cuenta con una experiencia de más de 45 años en la producción y el desarrollo de transmisiones de variador continuo (CVT). La empresa desarrolla actualmente cajas de doble embrague (DCT) y sistemas de propulsión híbridos (48V y plug-in) y eléctricos y prevé una cifra de negocio de 2.500 millones de euros en 2022, lo que equivale a triplicar la obtenida en 2017.

Conversaciones: