Híbridos y Eléctricos

PLAN DARE FORWARD 2030

Stellantis quiere ampliar el margen de beneficio de sus coches eléctricos

Stellantis ha presentado su nuevo plan estratégico de cara al próximo año 2030. A través de él esperan convertirse en una corporación aún más beneficiosa económicamente gracias, entre otros ajustes, a la completa electrificación de su flota de modelos.

PORTADA - Stellantis presenta su nuevo plan de viabilidad económica
Stellantis presenta su nuevo plan de viabilidad económica.

Stellantis ha hablado en varias ocasiones durante los últimos días. A mediados de la pasada semana tuvo lugar la presentación de resultados financieros de 2021 frente a los diferentes inversores. En dicha presentación se ofrecieron datos concretos sobre los modelos híbridos enchufables y eléctricos que llegarían al grupo automovilístico a partir de este año. Tan sólo unos días más tarde, el propio Carlos Tavares, CEO de Stellantis, habló sobre el margen económico que supone fabricar coches eléctricos a día de hoy. En un nuevo comunicado emitido hace escasas horas, Stellantis ha presentado un plan estratégico por el que esperan alcanzar unos mayores márgenes de beneficios a través de la comercialización de sus eléctricos. 

Durante su último comunicado, Stellantis aseguró que pretende duplicar sus ingresos netos a 300.000 millones de euros para el año 2030, mientras mantiene los márgenes operativos ajustados, todo ello basado en una operación de electrificación intensa de su flota móvil. Este nuevo plan estratégico se denomina Dare Forward 2030. A través de él se determinó que para el mencionado año, Stellantis contará con que el 100% de sus ventas en Europa y el 50% en Estados Unidos estén representadas a través de vehículos eléctricos a batería, aunque el propio CEO ha puesto de manifiesto en algunas ocasiones su inconformidad con el camino que tomó la Unión Europea en pos de la descarbonización. 

Estos porcentajes se traducen en que Stellantis espera tener 75 vehículos eléctricos a batería en el mercado para dicho año, así como lograr matricular al menos 5 millones de vehículos de forma anual. Muchas son las marcas dentro del grupo que ya se encuentran altamente electrificadas, como Opel o Peugeot, y otras aún están por comenzar a lanzar sus primeros coches completamente eléctricos, tales como Jeep, quien se estrenará este mismo año con un vehículo que aún es un misterio. 

A través de este intenso plan de descarbonización de su flota móvil, además de numerosos movimientos en su orden de fabricación y suministradores, Stellantis espera reducir sus índices contaminantes a la mitad para 2030 en comparación con los niveles homologados el pasado año 2021. Junto a esto, también admitió tener como objetivo para el año 2024 alcanzar los 5.000 millones de euros de beneficios a través de sinergias. Esto último ya lo tenían planeado pero en este último comunicado han avanzado un año con respecto a los planes anteriores donde se especificaba que esto sucedería en el 2025. 

Durante dicho comunicado también se hace visible el mayor hincapié que quiere hacer el grupo automovilístico en atraer la mayor parte de sus ventas desde adquisiciones online para el mismo año 2030. Para entonces, a través de ciertos cambios en las estructuras de la corporación, esperan cuadruplicar los ingresos por ventas de automóviles de lujo y premium. 

Queda claro que en Stellantis están buscando una reorganización total de sus ganancias económicas a través de nuevas alianzas y una mayor optimización de sus activos. Los coches eléctricos han significado para ellos un pequeño escalón debido al mayor coste económico que conlleva su fabricación y desarrollo, pero a través del mencionado plan Dare Forward 2030, el grupo espera lograr una mayor solvencia económica para finales de esta década. 

Conversaciones: