Híbridos y Eléctricos

PREVISTA PARA 2024

Xiaomi quiere hacer 300.000 coches eléctricos año y ya ha elegido el sitio para su fábrica

Las autoridades del gobierno en Pekín han anunciado que Xiaomi construirá en la zona su primera fábrica de coches eléctricos, cuya capacidad de producción alcanzará los 300.000 coches al año.

Xiaomi Automobile
Xiaomi quiere hacer 300.000 coches eléctricos al año en su primera fábrica de automóviles

La irrupción de Xiaomi en el mundo del automóvil no es ningún secreto, de hecho ya hemos hablado mucho de ello en Híbridos y Eléctricos. El gigante tecnológico chino ya tiene fijada la fecha para lanzar su primer coche eléctrico y pretende iniciarse a lo grande. Hemos conocido nuevos detalles sobre su primera fábrica de coches y los objetivos de Xiaomi son muy ambiciosos.

Xiaomi construirá en Pekín una fábrica capaz de producir 300.000 coches eléctricos al año, según ha podido saber Reuters citando como fuente a las autoridades chinas. La fábrica se construirá en dos fases, según ha anunciado la agencia de desarrollo económico Beijing E-Town, y en ella se levantará la sede de Xiaomi Automobile (la división de coches eléctricos de la firma), las instalaciones de ingeniería, investigación y desarrollo, ventas, además de la propia fábrica en sí.

Aunque no está decidida la fecha concreta en que comenzarán las obras de la fábrica, el director ejecutivo de Xiaomi, Lei Jun, ha asegurado que la planta estará lista para comenzar la producción en masa en el año 2024. Para ese año está previsto que Xiaomi ponga en el mercado su primer coche eléctrico, aunque de nuevo las fechas concretas no están definidas.

Si todo va según lo previsto por Xiaomi, en los tres primeros años de producción pretenden vender 900.000 coches eléctricos. Aunque no se conocen más detalles de cada modelo concreto, sabemos que la marca china quiere conformar una gama de 4 modelos -todos ellos eléctricos-. El primero de ellos será un SUV o una berlina, los dos formatos preferidos por el gran público según una encuesta realizada por la propia marca.

Aunque meses atrás se había rumoreado que la fabricación del primer coche eléctrico de Xiaomi la llevaría a cabo Great Wall Motor Company -uno de los mayores fabricantes de China-, al menos en sus primeros años, la construcción de esta nueva fábrica sugiere que finalmente Xiaomi no subcontratará ni se asociará con otro fabricante de coches ya existente para dar vida a su primer coche de producción en serie.

La marca, que tiene en su catálogo todo tipo de productos tecnológicos, anunció a principios de este año que su filial automovilística cuenta con una plantilla inicial de 300 empleados y un capital de 1.300 millones de euros. Pero la inversión no acaba ahí, ni mucho menos: Xiaomi prevé invertir unos 8.900 millones de euros (10.000 millones de dólares) en su división de vehículos eléctricos en los próximos 10 años.

Conversaciones: