Híbridos y Eléctricos

DE YIFEELING DESIGN LAB

Mjotin, el patinete eléctrico inspirado en el Porsche 911 que distinguirás a primera vista

A menudo los patinetes eléctricos que pasan por nuestra portada apenas se diferencian entre unos y otros, pero con el Mjotin no tendremos este problema dadas sus inconfundibles líneas retro.

Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab.
Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab.

A menudo los patinetes eléctricos que pasan por nuestra portada apenas se diferencian entre unos y otros, principalmente dado porque la simplicidad de su concepto apenas deja posibilidades a sus fabricantes para innovar en su estética y aportar algo diferente que los demás rivales. No sería el caso del patinete eléctrico Mjotin del Yifeeling Design Lab, que en su estética basa su principal baza de diferenciación con respecto al resto de patinetes eléctricos de entre los que podemos elegir el nuestro.

Sí que de entre todos los que ha pasado por nuestra portada hay uno que destaca por su originalidad con respecto al resto de patinetes eléctricos, el TAUR. Un patinete de imagen limpia, que con un rediseño de su plataforma para cambiar la postura de conducción y unas ruedas más estrechas y altas, también ha sido de los pocos en los que sus diseñadores realmente han puesto énfasis en su parte dinámica.

Volviendo al protagonista de hoy, el diseñador del patinete eléctrico Mjotin han recurrido a líneas inconfundiblemente retro para dar lugar a un recursos de movilidad personal que llamará la atención de los que se crucen con él por las calles, si es que alguna vez llega, ya que se trata de un ejercicio de diseño de Yifeeling Design Lab.

Parte trasera del Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab.

Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab.

Su creador dice haberse inspirado en varios objetos para dar estas formas tan originales a su patinete eléctrico, entre los que en Autoevolution han mencionado al mítico Porsche 911, a la no menos mítica furgoneta de Volkswagen la T1, a las bicicletas de paseo retro de Schwinn  y a las máquinas de escribir de Royal. El resultado de tal aventura estética es un patinete eléctrico que quiere ser un scooter, y más concretamente un suerte de Vespa a la americana.

A un primer vistazo puede parecer que las proporciones no están logradas, pero si nos detenemos a analizar todo el conjunto, el trabajo destaca por su atención al detalle. El pequeño manillar queda inspirado por formas de las bicicletas de Schwinn, al igual que las minúsculas ruedas multirradio y los detalles marrones que las acompañan, como los puños o los apliques que encontramos en el freno trasero.

Un pequeño dial ubicado en la parte trasera del carenado que da forma al manillar se encarga de indicar el nivel de carga de la batería, mientras que la velocidad se muestra en un pequeño display ubicado en la parte alta del mismo.

Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab

Mjotin, el patinete eléctrico De Yifeeling Design Lab.

Por original que resulte el ejercicio de diseño, no estamos ante más que eso, un simple ejercicio, por lo que su parte técnica, probablemente, ni siquiera haya sido planteada tras el trabajo que han ejecutado sus creadores en la parte estética.

Que haya diseñadores que se aventuren a lanzar patinetes eléctricos bajo su particular visión, da pruebas de la relevancia social que están tomando estos pequeños medios de transporte en la vida actual, ya que a menudo traemos interesantes propuestas de diseño, como el Honda e-Type R eléctrico que la semana pasada mostramos, pero pocas son las ocasiones en las que un ejercicio de este tipo se sale de las cuatro ruedas.

Conversaciones: