Híbridos y Eléctricos

POTENCIA Y AUTONOMÍA

Volvo mejora las prestaciones de los Volvo S60 y S90 Recharge híbridos enchufables

La firma sueca tiene objetivos electrificados muy claros y la evolución de sus híbridos enchufables es constante. Ahora le toca a las berlinas y familiares de la casa, los Volvo S60 y S90.

Volvo S90 Recharge T8 AWD
Volvo S90 Recharge T8 AWD

Volvo tiene una hoja de ruta muy marcada de cara a los próximos años. La ambición de la firma sueca es volverse 100% eléctrica a partir de 2030. Aunque para entonces todavía quedan unos cuantos años, los suecos tienen muy claro cómo conseguir el objetivo. La mejora de sus modelos electrificados es constante. Los últimos en recibir novedades han sido las familias de los Volvo S60 y V60, además de los Volvo S90 y V90 en su formato híbrido enchufable. Una mejora en prestaciones y autonomías por la que resultan más atractivos.

Exteriormente ninguna de las dos berlinas ha recibido cambios especialmente notorios. El aspecto general se mantiene, aunque se actualiza la gama de acabados. A partir de ahora los niveles existentes son: Core, Plus y Ultimate. Las diferencias entre ellos se centran en lo estético, en el equipamiento, y también en lo mecánico, siendo los modelos más completos los únicos en poder acogerse a las mecánicas híbridas enchufables actualizadas.

Volvo S60 Recharge T8
Volvo S60 Recharge T8

Toda la familia emplea el mismo esquema: Motor de gasolina de dos litros y cuatro cilindros turboalimentado con un motor eléctrico trasero y una batería de 18,8 kWh de capacidad, frente a los 11,6 kWh de los modelos anteriores. En un primer escalón de prestaciones encontramos a los Volvo V60 y V90 Recharge T6 eAWD con una potencia de 350 caballos, 659 Nm de par motor y una autonomía homologada de 86 kilómetros en ciclo WLTP con un consumo fijado en 0,8 litros por cada 100 kilómetros recorridos.

Las berlinas, Volvo S60 y Volvo S90 mejoran sus datos de rendimiento para la única versión híbrida enchufable disponible, la versión T8 eAWD, también ofertada en la carrocería V90. Empleando el mismo conjunto de cuatro cilindros y dos litros con batería de 18,8 kWh, la potencia se incrementa hasta los 455 caballos con una autonomía eléctrica homologada de 63 kilómetros gracias a un consumo homologado de 0,8 litros a los 100 kilómetros.

Todas las unidades actualizadas ya están disponibles en el mercado español. En cuanto a precios, la oferta arranca con los 59.200 euros del V60 T6. Tras él se sitúa el Volvo S60 T6 eAWD con un precio mínimo de 60.850 euros. Los buques insignia de la casa, los S90 y V90 se sitúan en el rango más alto de precios. El S90 T8 eAWD se ofrece desde los 73.700 euros, mientras que el V90 PHEV arranca sus precios en los 82.073 euros para la versión T6 eAWD, alcanzando un pico de 86.073 euros para la versión T8 eAWD.

Conversaciones: