DURANTE UNA JUNTA DE ACCIONISTAS

BMW revela la primera imagen del iNEXT eléctrico

BMW ha revelado la primera imagen del nuevo coche eléctrico iNEXT durante una rueda de prensa para la presentación de sus resultados en Alemania.

El BMW iNEXT se inspirará en gran medida en el Vision Next 100 que se presentó durante el pasado Salón de Frankfurt.
El BMW iNEXT se inspirará en gran medida en el Vision Next 100 que se presentó durante el pasado Salón de Frankfurt.

BMW ha revelado la primera imagen del nuevo coche eléctrico iNEXT durante una rueda de prensa para la presentación de sus resultados en Alemania. El presidente del grupo aprovechó la cita para mostrar a sus accionistas el nuevo iNEXT, cuya versión definitiva se desvelará a finales de año y se producirá en Dingolfing (Alemania) a partir de 2021.

"El proyecto iNEXT es nuestro kit de construcción para el futuro. Beneficiará a toda la compañía y a todas nuestras marcas. Por primera vez, combinamos todas las tecnologías clave para la movilidad futura en un vehículo. El iNEXT es completamente eléctrico, totalmente conectado y también ofrece una conducción altamente automatizada", explicó el presidente del consorcio automovilístico alemán BMW, Harald Krüger

bmw-inext-electrico-bmw-group-previews-vision-vehicle-in-2018-05-2018-4364px

La primera imagen del BMW iNEXT revela una silueta inspirada el en i Vision.

BMW ha anunciado que venderá este año 140.000 vehículos electrificados, lo que supondrá un 40% más si se compara con las 100.000 unidades que entregó en el ejercicio precedente.

De cara a 2019, calcula que medio millón de sus modelos eléctricos e híbridos enchufables circularán por las carreteras de todo el mundo, mientras que para 2025, tendrá una cartera de producto compuesta por 25 modelos electrificados, 12 de ellos totalmente eléctricos.

En este sentido, Krüger lanzó un mensaje a la industria automotriz, sobre todo a la europea: "Centremos toda nuestra atención en una movilidad digitalizada y sostenible".

Krüger destacó este jueves durante la junta general de accionistas que la nueva movilidad es la "tarea central" que debe afrontar la industria europea, "y nada más".

Asimismo, subrayó que el 'Viejo Continente' necesita estar al día en las áreas de conectividad y conducción autónoma, además de implantar una legislación "consistente" y un estándar 5G en toda la Unión Europea (UE).

"Europa debe asumir un papel de liderazgo, sobre todo en movilidad eléctrica. Necesitamos crear un mercado interno europeo en infraestructura digital y e-movilidad", agregó.

Despegue de la movilidad eléctrica

Durante el año pasado, más de 23 millones de clientes utilizaron los servicios de movilidad de BMW. La compañía estima que para 2025 dicha cifra crecerá hasta los 100 millones de usuarios. "Solo en Alemania, las necesidades de movilidad aumentarán significativamente para 2040, y la mayoría de ellas dependen aún del automóvil, que sigue siendo el modo de transporte número uno", apuntó.

En 2017, el grupo BMW vendió más de 2,4 millones de automóviles y 164.000 motocicletas y scooters, lo que le reportó unas ganancias antes de impuestos que superaron los 10.000 millones de euros. Así, la compañía entregará un dividendo de 4 euros por acción ordinaria y de 4,02 euros por acción preferente.

Los trabajadores de BMW en Alemania también se beneficiarán de los resultados de la firma el año pasado a través del programa de participación de la empresa.

Contexto internacional cambiante

El directivo puso en valor que los "estrechos" vínculos que mantienen Alemania y Francia son "fundamentales" en este sentido, pero advirtió de que el Reino Unido debe permanecer "cerca" de la UE una vez producido el 'Brexit'. Krüger reclamó que el acceso al mercado interno europeo continúe siendo sencillo y "libre" de aduanas.

Otros de los puntos importantes que del discurso que el presidente del grupo BMW pronunció ante sus accionistas fue China, país que "marca el paso" para todo el mundo en materia de movilidad eléctrica y digitalización. BMW prevé que este año llegarán a dicho mercado hasta un millón de vehículos nuevos electrificados.

Además, el Gobierno chino también ha anunciado ya sus intenciones de suavizar las reglas de producción de vehículos en el país asiático y su intención de reducir los aranceles a la importación.

Estados Unidos es otro de los mercados que la firma alemana ve crucial para el futuro del sector de la automoción y considera que aún deben tomarse decisiones políticas y comerciales "importantes". La compañía bávara invertirá en Spartanburg, su planta de producción estadounidense más grande, 600 millones de euros hasta 2021.

Por su parte, México también es un activo importante para la empresa germana. Allí, abrirá una nueva factoría en San Luis Potosí, que ensamblará vehículos para todo el mundo. En total, BMW tiene 30 plantas en 14 países diferentes, y las está habilitando para que, a partir de 2020, pueda ensamblar en sus líneas de producción vehículos con cualquier tipo de transmisión.

Conversaciones: