Híbridos y Eléctricos

NUEVA ACTUALIZACIÓN

Ford rompe las normas: el Mustang Mach-E cargará más rápido más allá del 80%

Las mejoras electrónicas del Mustang Mach-e permiten reducir los tiempos de carga gracias a la ampliación del límite de seguridad de la recarga en puntos rápidos.

ford-mustang-mach-e (1)
El Ford Mustang Mach-E mejora la velocidad de carga más allá del límite del 80%

El Ford Mustang Mach-E se está ganando el respeto a lo largo y ancho del mundo por sus múltiples cualidades. El SUV eléctrico de Ford mejora cada día gracias a constantes actualizaciones remotas que mejoran alguna de sus cualidades. A partir de ahora el límite de carga se sitúa en un nivel superior que permite realizar las recargas en un tiempo menor. Más de un 80% de la carga se podrá realizar a máxima potencia, un poco más de lo que actualmente permite.

Es habitual que los fabricantes, en aras de reducir un posible daño en la batería, limiten el rango de potencia de una carga, principalmente cuando esta se realiza en cargadores rápidos de alta potencia. Hasta ahora, el Mustang Mach-E bajaba la velocidad una vez alcanzado el 80% de la capacidad. El 20% restante se realizaba a una potencia menor para salvar la batería y no producir daños severos en la misma. Gracias a su última actualización remota, ese margen del 80% se ha ampliado.

A través de diversos foros de clientes, los primeros propietarios en recibir la actualización ya han podido comprobar el cambio. Se trata de uno de los puntos recogidos en el programa de satisfacción al cliente de Ford. Todavía no hay datos oficiales, pero las primeras experiencias demuestran que el nuevo límite de protección de la batería se encuentra en el 90%. Es decir, hasta alcanzar el 90% de la batería la recarga se hará a máxima capacidad del punto, limitando y degradando la velocidad una vez se haya superado ese punto.

ford-mustang-mach-e (2)

Ford Mustang Mach-E GT, la versión más potente.

Obviamente esto se va a traducir en una mejor experiencia de uso para el cliente a través de unas recargas más rápidas. Repetimos que esto solo se corresponde con las cargas en puntos de alta potencia. El cambio es significativo, pues hasta ahora, al cumplir el 80% de la capacidad de la batería, el Ford Mustang Mach-E cortaba el grifo, reduciendo la potencia hasta entornos cercanos a los 10 kW, lo que suponía un tiempo mucho mayor hasta alcanzar el máximo nivel de la batería.

Esta no ha sido la única actualización importante sufrida por el cada vez más popular eléctrico de Ford. Sumándose a esa mayor velocidad de carga, hay que contar un rango eléctrico optimizado y ampliado. Gracias a la optimización de recursos y a la mejor gestión de diversos equipamientos, el Mustang Mach-E podrá extender un poco más su autonomía eléctrica, ya de por sí de las mejores del mercado.

A eso se sumará un proceso constructivo mejorado, la eliminación de ciertos componentes innecesarios y una reducción de peso generalizada. Con todo ello el Ford Mustang Mach-E seguirá siendo una de las mejores opciones de compra por comportamiento, producto y resultados. En un futuro se esperan más actualizaciones de este tipo, tal y como ha confirmado la ingeniera jefa del modelo, Donna Dickson, en una reciente entrevista realizada.

Conversaciones: