Híbridos y Eléctricos

PLATAFORMA "ARCHITECTURE OF LUXURY"

Rolls-Royce Silent Shadow: primeros datos del coche eléctrico de la firma de lujo

El primer coche eléctrico de Rolls-Royce se llamará Silent Shadow y tomará la plataforma modular del Rolls-Royce Phantom como base para ofrecerse única y exclusivamente como un coche eléctrico.

Rolls-Royce Vision Next 100.
Rolls-Royce Vision Next 100.

Bentley y Rolls-Royce llevarán la legendaria rivalidad que durante años han prologando en el sector de los coches de lujo al mundo de los coches eléctricos. Aunque parece que, al menos en los primeros años, ambas firmas tienen planes distintos en cuanto a cómo abordar la electrificación de su gama. Ahora la atención se centra en la subsidiaria de BMW, Rollls-Royce, que deja saber los primeros datos de su primer coche eléctrico. Un coche eléctrico que ya muchos se han atrevido a bautizar como Rolls-Royce Silent Shadow.

La electricificación por baterías es una idea que lleva presente en Rolls-Royce casi diez años, desde que en 2011 lanzaran el primero concept eléctrico sobre la base del Phantom, hasta 2016 cuando dieron a conocer el 103-EX, un prototipo eléctrico encargado de adelantar líneas de futuros modelos de producción.

Las últimas noticias sobre el coche eléctrico de Rolls-Royce las supimos a finales de septiembre, cuando la firma dejaba claro que lanzarán un coche eléctrico al mercado a pesar de que aún sus clientes habituales no lo demanden, paro que así para cuando lo hagan porque la legislación les obligue, ellos lo tendrán desarrollado y a la venta. Además, y es aquí donde está la principal diferencia con Bentley, mientras que los de Crewe darán el paso a la electrificación primero mediante versiones híbridas enchufables de sus modelos (como el Bentley Bentayga), Rolls-Royce dará el salto directo al coche eléctrico, sin hibridaciones mediante y lo hará con un modelo concebido como tal desde cero.

Ahora el medio británico Autocar da a conocer que han tenido acceso a información del departamento de investigación y desarrollo de BMW en Múnich (I+D), donde se ha barajado la posibilidad de electrificar el existente Phantom y sacar así su correspondiente versión eléctrica, del cual existe un prototipo que no han enseñado al público. Sin embargo este Phantom eléctrico, finalmente, servirá de mula de pruebas para desarrollar el esquema eléctrico que llevará dentro el Rolls-Royce Silent Shadow.

Rolls-Royce Phantom 102EX.

El Rolls-Royce Phantom 102EX fue el primer concept eléctrico presentado por la firma hace ya casi 10 años.

Parte de la tecnología que portará el nuevo Silent Shadow la estrenará el BMW i7, un modelo que está previsto que llegue mucho antes que el modelo de Rolls-Royce, y que pretende enfrentarse de manera directa al Mercedes-Benz EQS. Aún no está del todo claro qué forma tomará el Silent Shadow para hacer su incursión en producción. La lógica invita a pensar que el Silent Shadow se base sobre esta plataforma del BMW i7, de la misma manera que el Rolls-Royce Ghost se ampara en la del Serie 7. Pero lo cierto es que si Rolls-Royce ha tomado el Phantom como base, la plataforma que podrá usar será una derivada de la "Architecture of Luxury"; la plataforma modular sobre la que se asientan tanto la versión corta como la larga del actual Phantom.

Si bien es cierto que el lanzamiento de Rolls-Royce aún dista en el tiempo, en torno a finales de este mismo año debería ser confirmado por la propia casa británica.

Conversaciones: