Híbridos y Eléctricos

MÁS DE 3.800 KILOS

Si quieres una Rivian R1T, en España tendrás que sacarte el carnet de conducir C

Rivian ha hecho público el dato del peso total del R1T, su pick-up eléctrica que llegará a Europa en algún momento del próximo año 2022. En nuestro país podrían verse mermadas sus ventas a causa de su enorme peso, ya que este no sería apto para ser conducido con el carnet B.

El Rivian R1T declara un peso total de 3.870 kilos
El Rivian R1T declara un peso total de 3.870 kilos

Si hay algo a lo que nos estamos acostumbrando en los últimos tiempos es al aumento desmesurado de peso en los vehículos, a causa de la propia electrificación y el lastre que supone el paquete de baterías de estos. Coches eléctricos como el recién llegado Tesla Model Y (por mencionar uno) superan holgadamente las dos toneladas sobre la báscula, cifras que hasta hace poco tiempo quedaban reservadas a grandes monstruos del asfalto como el Ford Ranger o el Mercedes GLS.

Durante el pasado fin de semana, Rivian, la recién llegada marca norteamericana de vehículos eléctricos, hizo público el manual de propietario de su pick-up eléctrica R1T. En dicho manual se hace patente el peso bruto total del mismo, el cual supera con extenso margen los 3.800 kilos (concretamente 3.870 kilos). Una cifra que se presenta poco interesante para los que tenían planeado hacerse con una unidad en cuanto diera el salto al Viejo continente, y más concretamente a España.

Estas cifras de pesos a las que nos enfrentaremos en apenas unos años, cuando la democratización del coche eléctrico sea completa, podrá y deberá suponer un cambio de normativa general en el permiso de conducción, al menos en España. Hace apenas un año, la DGT ya se pronunció debidamente ante la irrupción de estos vehículos en el mercado, aumentando la tara máxima permitida para un permiso de conducir B, desde los 3.500 a los 4.250 kilos. Esto presentaba una condición: está permitido siempre y cuando el vehículo en cuestión se aplique al sector del transporte de mercancías, como furgonetas o camiones eléctricos, y si dicho sobrepeso se debe a su tren motriz eléctrico. De esta forma quedan descartadas las pick-ups, ya que pasaron a ser considerados como turismos hace algunos años. 

La tendencia a elevar el peso de los vehículos eléctricos está siendo más notoria aún en modelos que ya previamente eran de por sí notablemente pesados, como las pick-ups, las cuales ahora sobrepasan las cifras de peso máximo autorizado con un permiso B, y que para poder conducirlos tendremos que hacernos con un carnet tipo C o C1, es decir, de camión.

rivian-r1t-01

Rivian R1T en conducción off-road.

Ya tuvimos un primer acercamiento al peso que traerían consigo estos vehículos en los próximos años, con el Hummer EV, el cual supera con facilidad los 4.100 kilos de peso debido especialmente a su enorme batería de hasta 200 kWh de capacidad y a sus colosales cotas. En el caso del Rivian R1T, es más pequeño en dimensiones, así como en el tamaño de su batería, factores que hacen reducir su peso total en más de 300 kilos si lo comparamos con el Hummer.

Otros modelos que llegarán en un futuro próximo como serán el Tesla Cybertruck o el Ford F-150 Lightning, se espera que corran la misma suerte y su tara máxima sea similar al Rivian o incluso a la del Hummer. Es posible que en los próximos años, las diferentes delegaciones deban asumir el peso que presentan las nuevas variantes eléctricas, y homologarlos como un sector específico que se pueda conducir con un carnet tipo B. De no ser así, sólo algunos querrán y podrán, hacerse con alguna unidad de estos eficientes pero pesados vehículos eléctricos. 

En el caso de Estados Unidos, país de procedencia de todos estos modelos mencionados, una vez el vehículo en cuestión se sitúe entre los 3.856 y 4.536 kilos (8.501 y 10.000 libras de peso), serán considerados como Clase 2B, lo que los sitúa directamente como camioneta de servicio pesado, al nivel del Ford F-250 o el Ram 2500, vehículos con un claro enfoque laboral, mientras que por tamaño son mucho más próximas al F-150 o al Ram 1500, modelos que presentan una apariencia más reducida, dentro de lo que se considera en EE.UU. coche práctico.

Conversaciones: