Híbridos y Eléctricos

WULING HONGGUANG MINI EV Y LAOTOU LE

¿Qué pasa cuando se estrellan dos coches eléctricos 'low cost' entre sí?

En China han puesto a prueba a dos de sus vehículos eléctricos low cost en un accidente frontal a 64 km/h. Ambos modelos, tanto el Wulling HongGuang Mini EV como el Laotou Le, resultan notablemente dañados, aunque en el caso del primero los daños son de menor calado y presenta un mayor nivel de seguridad.

El Wuling HongGuang Mini EV demuestra su seguridad en un crash test
El Wuling HongGuang Mini EV demuestra su seguridad en un crash test

El pequeño vehículo eléctrico de Wulling HongGuang es a día de hoy el coche eléctrico más vendido de China. Sus matriculaciones superan ya de forma holgada las 400.000 unidades, acercándose así al medio millón de ventas en apenas 18 meses que lleva de comercialización en el país asiático. Alcanzar estos niveles de ventas no es sencillo, pero este fabricante chino -el cual está asociado con General Motors y SAIC- supo poner el punto de mira en las necesidades auténticas del cliente autóctono. Un precio inicial de derribo y unas capacidades y especificaciones generales suficientes para llevar a cabo el día a día fueron la receta ideal para ello. Pero, ¿qué pasa si enfrentamos a este superventas a otro coche chino eléctrico en un crash test

Ya se ha demostrado que uno de los ingredientes básicos a la hora de ofrecer un vehículo eléctrico asequible es restar en garantías referentes a la seguridad, especialmente en coches asequibles y con el país asiático como origen. No en vano, las últimas pruebas Euro NCAP sobre el Renault ZOE y Dacia Spring no han sido especialmente alentadoras en este aspecto, ya que en el último crash test al que han sido sometidos estos modelos, no lograron superar la única estrella, la cual fue a parar al modelo de la firma de origen rumano. 

Por ello, el propio fabricante chino que hoy protagoniza estas líneas ofreció su modelo estrella para averiguar qué nivel de seguridad podemos esperar para sus ocupantes frente a una colisión con otro modelo de corte lowcost también chino. Como contendiente y encargado de demostrar la fiabilidad del Wulling HongGuang Mini EV, se presentó el Laotou Le, una copia miniaturizada del Mercedes Clase G pero claramente menos ruda. 

La prueba de choque se llevó a cabo a una velocidad individual de 64 kilómetros por hora y con un solapamiento del 50%, lo que significa que el choque se efectuó en la mitad frontal de cada uno de ellos. En el vídeo se puede apreciar con todo nivel de detalle como el Laotou rebota dando varias vueltas sobre sí mismo y quedando completamente destrozado sin posibilidad alguna de sobrevivir en el interior del mismo. Precisamente el dummy de madera que se sentó en el asiento del conductor de este coche salió despedido del vehículo y partido en varios pedazos. 

En cambio, el Wulling HongGuang Mini EV culminó esta prueba con un importante soporte estructural y, al menos, sus muñecos sobrevivieron al brutal choque sin más que alguna lesión en la pierna y cabeza del conductor. Esto no supone un sobresaliente en el crash test, pero sí un aprobado general si lo comparamos con el suspenso estrepitoso de su contendiente. En la segunda fila de asientos se dispuso un segundo dummy que pudo culminar esta prueba notablemente intacto. El propio vehículo quedó prácticamente inutilizable aunque su batería se presenta, salvo algunos daños mínimos, casi intacta e incluso podría ser reutilizada.

El monigote de la izquierda representa al conductor del Mini EV, y el de la derecha al acompañante situado en la segunda fila

El monigote de la izquierda representa al conductor del Mini EV, y el de la derecha al acompañante situado en la segunda fila.

Como decimos, esto no es una buena nota para el Wulling HongGuang Mini EV, ya que de haber provocado este accidente contra un turismo de corte convencional, sus daños se habrían multiplicado notablemente, especialmente debido al mayor peso y rigidez estructural que mostraría el otro vehículo. En esta lucha ambos modelos estaban muy equilibrados en cuanto a peso (568 kg del Laotou frente a los 560 kg del Wuling), aunque el material tan ligero empleado en el Laotou ha mostrado su endeblez sobre un accidente de estas características. 

Recordemos que el Wulling HongGuang Mini EV se encuentra a la venta en España bajo el nombre Dartz Freze Nikrob y su comercialización se lleva a cabo a través del distribuidor Invicta Electric. Este tiene cuenta con una batería de 17 kWh de capacidad y un motor eléctrico que eroga una potencia máxima de 17 CV, aunque próximamente se comercializará una versión cabrio del mismo y aterrizará con unas especificaciones técnicas mejoradas. 

Conversaciones: