Híbridos y Eléctricos

ACUERDO

Iberdrola y Wallbox suministrarán a Volvo la solución de recarga para sus coches eléctricos

La energética se convierte en proveedor de la solución de recarga para la gama Recharge en España, tanto de vehículos eléctricos de la marca como híbridos enchufables.

Acuerdo entre Volvo Car España e Iberdrola.
Acuerdo entre Volvo Car España e Iberdrola.

Volvo Car España e Iberdrola han alcanzado un acuerdo de colaboración para impulsar la movilidad sostenible en España, a través del que la firma energética será el proveedor de recarga para los modelos de la gama Recharge de Volvo, según informaron ambas empresas en un comunicado.

Así, Iberdrola junto con Wallbox suministrarán a Volvo la solución de recarga de vehículos para sus clientes, incluyendo la comercialización del punto de recarga y también la instalación en garaje privado o comunitario.

Como parte del acuerdo, los clientes de Volvo que lo deseen podrán contratar la tarifa Plan Vehículo Eléctrico de Iberdrola, una propuesta que incluye además seis meses de recarga gratuita en toda la red de uso público de Iberdrola.

El comunicado conjunto contempla que los clientes de Volvo que tengan un modelo Recharge podrán cargar su vehículo a través de la infraestructura de Iberdrola con energía "100% verde", procedente de fuentes de generación limpia, que cuentan con certificados de garantía de origen renovable (GdOs).

Además, los puntos de recarga estarán localizados en la 'app' de Recarga Pública Iberdrola, que incorpora información verificada de todos los cargadores de vehículo eléctrico operativos en España, tanto los de Iberdrola como los del resto de operadores.

Este acuerdo forma parte de la estrategia de la firma energética por la electrificación del transporte, como palanca clave para la reducción de las emisiones y la contaminación, así como para la recuperación verde en el mundo posCovid.

Iberdrola prevé invertir 150 millones de euros para el despliegue de puntos de recarga de coches eléctricos, con la previsión de instalar cerca de 150.000 puntos de recarga, tanto en hogares, como en empresas, así como en vía urbana, en ciudades y en las principales autovías en los próximos cinco años.

Volvo, por su parte, tiene el objetivo de reducir un 40% la huella de carbono por vehículo durante toda su vida útil, entre 2018 y 2025. Otros objetivos del fabricante a corto plazo son reducir un 25% las emisiones de CO2 relacionadas con la cadena de suministro global para 2025 y un 25% las emisiones de carbono generadas por las operaciones generales de la empresa.

La cuota de la gama Recharge de modelos recargables de Volvo Cars ha aumentado más del doble en los seis primeros meses en comparación con el mismo periodo de 2019. En 2019, Volvo Cars vendió casi 46.000 híbridos enchufables, un 23% más que en 2018 y más del doble que en 2017. En España, actualmente más del 20% de las ventas corresponden a la gama Recharge y se prevé que la tendencia siga al alza en los próximos años. 

Entre 2020 y 2025, Volvo Cars va a presentar cinco modelos totalmente eléctricos, siendo el primero de ellos el XC40 Recharge, que ofrece una autonomía de más de 400 kilómetros (WLTP) y una potencia de 408 CV.

Conversaciones: