ESTUDIO DE NAVIGANT RESEARCH

El prometedor futuro del vehículo eléctrico dentro de las flotas de servicios

Un informe de Navigant Research confirma el gran crecimiento que tendrá mercado de vehículos eléctricos para flotas de servicios en la próxima década: la electrificación alcanzará el 12% del total.

La gama MAN eMobility de autobuses, furgones y camiones eléctricos.
La gama MAN eMobility de autobuses, furgones y camiones eléctricos.

En la actualidad, menos del 1% de la totalidad de los vehículos de flotas son vehículos eléctricos. Esto incluye aquellos vehículos que estén destinados a un uso profesional, ya sean flotas de servicios livianos, medianos o pesados. En cambio, un reciente informe de Navigant Research prevé que la porción eléctrica del parque motor mundial de vehículos de flota aumentará hasta el 12% de aquí a 2030. Así pues, en los próximos años veremos un incremento significativo en la adopción de vehículos eléctricos y electrificados en las flotas de empresas, ciudades y gobiernos.

La electrificación de las flotas está siendo impulsada por la innovación en materia de baterías, el ahorro energético y las regulaciones gubernamentales que limitan la contaminación del transporte o el acceso a los cascos urbanos de las grandes ciudades. La reducción de los costes en baterías y la cada vez mayor disponibilidad de nuevas tecnologías está permitiendo que el coste de propiedad de este tipo de vehículos cada vez sea inferior. Además, muchos gobiernos están incentivando la adopción del vehículo eléctrico para fines profesionales a través de incentivos de compra y reducción de impuestos.

autobuses-hibridos

“La electrificación de la flota se ha centrado en gran medida en el segmento de LDV hasta la fecha”, asegura la investigadora Raquel Soat. “Sin embargo, gracias a los progresos recientes en el segmento de los vehículos medianos y pesados, la electrificación da señales de crecimiento en ese segmento.” Soat pone como ejemplo de ello la introducción del Tesla Semi en 2017, el debut del camión de basura eléctrico de BYD en 2018 y el éxito que están teniendo los autobuses eléctricos en China. “Los últimos 4 años muestran un impulso hacia una mayor electrificación de las flotas", afirmó.

Según el informe, son muchas las empresas que han anunciado su compromiso de electrificar su flota de vehículos, ya sea total o parcialmente, en los próximos años. Compañías de reparto de paquetería como FedEx y UPS así lo han hecho; e incluso DHL está construyendo sus propias furgonetas y furgones eléctricos de reparto, según sus necesidades, en colaboración con Ford. En cuanto a China, el mejor ejemplo a seguir es la ciudad de Shenzhen, que cuenta con una flota de 16.000 autobuses eléctricos dedicados al transporte público.

Tesla_Semi_5

El camión eléctrico Tesla Semi se presentó en 2017, pero no será fabricado hasta 2020.

También en España

Además de los ejemplos que propone Navigant Consulting, la evolución de los vehículos para flotas de transporte en España también va en consonancia con las previsiones del informe de la agencia norteamericana. En la actualidad, empresas españolas como Urbaser, Irizar o Vectia (del grupo CAF) construyen vehículos eléctricos de gran tonelaje que sirven como alternativa viable a los tradicionales autobuses y camiones Diesel.

Irizar ie tram

Irizar ieTram, un autobús eléctrico de fabricación española.

Buen ejemplo de ello es el Irizar ieTram, un autobús eléctrico con estética de tranvía que recarga baterías en cinco minutos, o el ieTruck, una propuesta de camión eléctrico de la misma marca. Vectia, por su parte, ya ha vendido decenas de sus autobuses electrificados Veris y Teris, ambos también fabricados en España. Por otro lado, Urbaser, la compañía internacional de gestión de residuos con sede en Madrid, presentó el pasado año Urbaelectric, su primer camión de basuras 100% eléctrico.

Conversaciones: