Híbridos y Eléctricos

ESTIMACIÓN DE BMW

Casi tres toneladas de SUV híbrido enchufable: el BMW XM será el modelo más pesado de todo BMW

BMW espera que el BMW XM híbrido enchufable de producción tenga un peso cercano a las tres toneladas, muy por encima de lo firmado por el nuevo BMW i7 y sus 2.715 kilos de la versión más capaz.

PORTADA - El BMW XM marcará un máximo histórico sobre el peso de los modelos alemanes
El BMW XM marcará un máximo histórico sobre el peso de los modelos alemanes.

En los últimos años hemos podido ver, y experimentar, el enorme incremento que han recibido los coches nuevos en materia de peso, más especialmente al tratarse de vehículos eléctricos o electrificados. Ahora, desde BMW afirman que el lanzamiento del BMW XM de producción podría significar un punto de inflexión marcando un tope histórico de peso para un modelo de producción en masa. Este enorme híbrido enchufable se espera que supere con creces las cifras de tarado sobre modelos puramente eléctricos recientemente lanzados, como el nuevo BMW i7.

El peso es un área que preocupa a muchos responsables de marca, pues esto supone un destacable lastre a la hora de homologar cifras de consumo y autonomía para coches eléctricos, así como jugar un papel fundamental en la propia dinámica del modelo en cuestión. Por muy buena puesta a punto técnica que reciba el vehículo, las leyes de la física están ahí. 

En el momento en que BMW dio a conocer al nuevo BMW i7, muchos pusieron sus ojos sobre el peso que este homologa en orden de marcha, el cual detiene la báscula en nada más y nada menos que 2.640 kilos. De este total, se entiende que el propio peso de las baterías y todo el sistema eléctrico juega un papel fundamental al respecto, amén del enorme equipamiento tecnológico que en él se porta. 

Si lo comparamos con la primera generación del BMW Serie 7, la cual fue lanzada al mercado a finales de la década de los 70, este marcaba un tarado de menos de 1.500 kilos en orden de marcha. La variante mecánica más pesada de la generación anterior del Serie 7 marcaba un pico de 2.274 kilos, es decir, entre este y el nuevo i7 existe una diferencia de alrededor de 400 kilos. 

BMW XM.
BMW XM.

Sin embargo, y por duro que parezca, este no será el punto máximo que alcanzará un modelo de BMW en los próximos años. Desde la compañía ya han afirmado que el modelo de producción del BMW XM será aún más pesado, el cual se acercará peligrosamente a las 3 toneladas, en orden de marcha. Este modelo, además de suponer todo un escaparate tecnológico para la marca, también presentará un colosal tamaño. Estos serán atributos importantes que elevarán notablemente el tarado, no obstante y a pesar de no tratarse de un modelo eléctrico puro, su mecánica también jugará un papel fundamental en esto. 

Recordemos que el BMW XM será un híbrido enchufable de altos vuelos, el cual contará con el bloque de gasolina V8 de 4.4 litros de cubicaje unido a un sistema eléctrico que proporcionará energía suficiente para mover este mastodonte durante 50 kilómetros en modo 100% eléctrico. Desde BMW se justifican mencionando elementos como el propio asiento delantero del conductor, el cual alcanzará los 100 kilos de peso

Christoph Fagschlunger, gerente del proyecto del nuevo BMW i7, aseguró en una reciente entrevista a la revista CarSales que el BMW XM marcará un punto de inflexión en el apartado del peso. De hecho, el directivo no cree que se llegue a producir un vehículo más pesado que el mencionado SUV deportivo, ya que a medida que la tecnología eléctrica se vuelve más ligera, hará que paulatinamente el peso total de los diferentes modelos disminuya considerablemente. 

Conversaciones: