Híbridos y Eléctricos

EL PUNTO DE INFLEXIÓN ES YA

Los coches eléctricos “creíbles” del Grupo Volkswagen le diferencian de la competencia

El Grupo Volkswagen confía en que el aumento de la oferta de vehículos eléctricos “creíbles”, con autonomías, velocidades de recarga aceptables, provocará que los consumidores no encuentren argumentos para no comprarlos.

La plataforma MEB, la base de la electrificación del Grupo Volkswagen.
La plataforma MEB, la base de la electrificación del Grupo Volkswagen.

La transformación de la industria automotriz a la movilidad eléctrica está obligando a los fabricantes tradicionales a planificar una estrategia de producción para el futuro que combina vehículos de combustión con vehículos electrificados, sobre todo híbridos enchufables y cien por cien eléctricos. Sin embargo, no todos han optado por la misma línea temporal ni por la misma estrategia para compaginar tecnologías. El Grupo Volkswagen es actualmente el que ha presentado los planes más ambiciosos y diferenciadores

Mientras Tesla está por encima de sus competidores en lo que se refiere a capacidad de producción, el resto de fabricantes debe proteger su inversión en motores de combustión desarrollados durante muchos años. Esta hipoteca les obliga a proteger la venta de estas tecnologías frente a la llegada de los modelos eléctricos, que poco a poco se van incorporando a sus líneas de producción, pero sin alcanzar, por ahora, grandes volúmenes.

En esta línea de tiempo es muy importante el desarrollo de nuevas plataformas adaptadas a la nueva tecnología. Y aquí es donde están las mayores diferencian entre los fabricantes. Mientras, por ejemplo, Hyundai, Mercedes-Benz o BMW han optado por plataformas de tren motriz múltiple sobre la que integrar cualquiera de las tecnologías existentes, Nissan, Renault y Volkswagen han optado por el desarrollo de plataformas específicas para la electrificación.

Planta de Zwickau

Planta de Zwickau.

En el primer caso, la flexibilidad es la base de la estrategia y la demanda del mercado será la que marque el ritmo de producción de cada tecnología. El problema es que puede hacer que pasen décadas para la definitiva adopción de los vehículos eléctricos. En el segundo, la apuesta es más firme, y parece indicar una mayor confianza en que, en pocos años, los vehículos eléctricos superarán en ventas a los de combustión. Acompañada por el establecimiento de redes de recarga rápida en carretera que garanticen la posibilidad de realizar grandes desplazamientos, el aumento de la oferta de vehículos eléctricos de segunda generación, con autonomías suficientes y velocidades de recarga aceptables, los compradores ya no tendrán argumentos para no comprarlos.

La diferencia de Volkswagen

El Grupo Volkswagen planea lanzar hasta 70 modelos eléctricos (híbridos y eléctricos) en la próxima década, lo que significará producir 22 millones de unidades entre todas las marcas del grupo (VolkswagenAudiPorscheBentleySeat o Skoda) para 2028. En 2025, pretende vender más de un millón de vehículos eléctricos al año y producir en los próximos diez años más de 10 millones de coches eléctricos con 20 modelos basados ​​en la plataforma modular eléctrica MEB en sus plantas en Europa, China y los Estados Unidos.

Para lograr este objetivo, las fábricas están siendo reconvertidas siendo la de Zwickau, la pionera de todas ellas, en la que Volkswagen ha invertido 1.100 millones de euros. Matthias Schmidt, un analista del mercado automotriz, ha publicado en Twitter una imagen en la que se muestra el paso de esta fábrica de la plataforma MQB, sobre la que desde su lanzamiento en 2012, el grupo Volkswagen ha construido el 80% de sus vehículos de combustión, a la nueva MEB. El punto de inflexión está ya aquí. El año que viene la mayoría de sus modelos estarán fabricados sobre la nueva plataforma y ya en 2021 será la única que utilice. Solo en Zwickau, la capacidad de producción de vehículos eléctricos será de más de 300.000 unidades por año, muy superior a la que Tesla puede alcanzar en Fremont.

Producción de coches eléctricos en la fábrica de Zwickau

Producción de coches eléctricos en la fábrica de Zwickau.

Si la plataforma es la base de la estrategia, la familia ID. es la demostración de sus posibilidades. Con capacidad para albergar modelos de todos los tamaños (incluidos los utilitarios urbanos, gracias a una plataforma derivada que está desarrollando Seat) y de todos los formatos, berlinas, SUV, monovolúmenes, compactos. El primero de ellos será el Volkswagen ID.3, del que el fabricante ya acepta pedidos, y que contará con diferentes configuraciones de motor y batería adaptadas a diferentes necesidades de autonomía y presupuestos.

Paralelamente, para las marcas premium del Grupo Volkswagen, como Porsche y Audi, se ha desarrollado la plataforma SPE para deportivos y superdeportivos eléctricos.

Conversaciones: