Híbridos y Eléctricos

17,5 KILOS

Pure Flux One: la primera bicicleta eléctrica de Pure Electric es una asequible y ligera commuter

El fabricante de patinetes eléctricos Pure Electric acaba de lanzar su primera bicicleta de pedaleo asistido. Se trata de la Pure Fluxe One, un modelo que se articula en torno al concepto de una bicicleta de tipo commuter.

Pure Flux One.
Pure Flux One.

A pesar de que en estos momentos las bicicletas eléctricas de montaña son las más populares, aquellas pensadas para moverse en ciudad se postulan como las que más irán creciendo en términos de ventas en los próximos años, pues se espera que su popularidad aumente conforme el transporte de última milla se afianza entre los usuarios más urbanitas. Pure Electric es uno de los máximos exponentes de este tipo de transporte gracias a sus patinetes eléctricos, y ahora también se adentran en el nicho de mercado del pedaleo asistido con la Pure Flux One.

Y es que parece que Pure Electric tampoco quiere perderse el auge que las bicicletas eléctricas están experimentando en estos últimos años. El pasado ejercicio tan sólo en España se vendieron más de dos millones de bicicletas, de las cuales más de 210.000 eran eléctricas cuyo precio medio de venta se situó por encima de los 2.600 euros.

La primera bicicleta eléctrica de Pure, sin embargo, situará su precio bien por debajo de esta cota, pues han anunciado sus responsables que tan sólo costará 999 libras, lo que traducido a nuestra moneda supone tan sólo 1.179,77 euros al cambio actual.

pure-electric-launches-affordable-pure-flux-one-e-bike-ideal-for-urban-commute_3

Pure Flux One.

A cambio de ello lo que propone la empresa británica es una bicicleta de concepción urbana pensada para efectuar de manera eficiente y rápida nuestros trayectos diarios, y con tan sólo 17,5 kilos de peso total (incluyendo la batería) estamos ante una commuter de manual.

Este ligero peso no sólo conlleva una mayor facilidad a la hora de pedalear, puesto que nuestras piernas tendrán que lidiar con un menor peso, sino que hará más fácil mover la bicicleta en zonas restringidas a este tipo de vehículos como calles peatonales, estaciones de metro o tren e incluso a la hora de subir escaleras con la bicicleta a cuestas.

El cuadro es de aluminio, y como bicicleta eléctrica de tipo commuter que es, goza de una geometría rígida con una horquilla delantera fabricada también a partir de aluminio.

El motor eléctrico rinde los pertinentes 250 W de potencia conjugados con 35 Nm de par motor, y es de tipo wheel-hub (apostatado en el buje de la rueda trasera), y se coordina con los pedales a través de una correa de carbono dentada de Gates. Aquí no encontramos una transmisión de distintas de velocidades, sino que un sensor de par es el encargaro de variar la resistencia del pedaleo en función del modo de asistencia elegido.

pure-electric-launches-affordable-pure-flux-one-e-bike-ideal-for-urban-commute_1

Pure Flux One.

Sin embargo, para tratarse de una commuter que sus dueños usarán a diario, la autonomía se antoja relativamente comedida. Y es que el ligero peso que la Flux One tiene como objetivo principal es incompatible con una batería de mayor tamaño, pues equipando una de mayor capacidad no harían más que aumentar el peso total de la bicicleta. La capacidad de ésta, según su ficha técnica, es de 252 Wh y tiene celdas de iones de litio fabricadas por Sansumg.

No obstante los 40 kilómetros de autonomía que Pure Electric anuncia serán suficientes para un día de uso, y dado que se carga en 5 horas dará tiempo a cargarla después de cada jornada para afrontar el trayecto del día siguiente con el 100 % de la carga. El sistema de frenado un Nutt, y no es hidráulico, sino que va por cables, entendible dado el precio total de la bicicleta eléctrica.

Estará disponible únicamente en color negro y de momento tan sólo ha iniciado su comercialización en Reino Unido, pero es de esperar que conforme avance el año se extienda al resto de países en los que Pure Electric tiene presencia, incluyendo España. Si acababa llegando a nuestro país, probablemente su precio aumente ligeramente conforme a los 1.179 euros que cuesta en estos momentos al cambio en Reino Unido.

Conversaciones: