Híbridos y Eléctricos

DESARROLLADO POR VALEO

La revolución tecnológica de las bicicletas eléctricas: motor y cambio integrados en la misma carcasa

Las bicicletas eléctricas con el sistema de accionamiento integrado, en las que tanto el motor como el cambio automático predictivo se sitúan en una misma unidad, podrían convertirse en el futuro.

motor transmision integradas bicicletas electrica valeo
Sistema de accionamiento integrado de Valeo para bicicletas eléctricas en el que se incluye el motor eléctrico y un sistema de cambio electrónico automático predictivo que no necesita que el ciclista presiones ningún botón ni accione ninguna palanca.

El gigante automovilístico francés Valeo es una de las empresas de la industria del automóvil que han puesto su vista en la industria de la bicicleta eléctrica. La compañía, que ha estado suministrando componentes a los principales fabricantes de automóviles durante casi cien años, está convencida del éxito de un nuevo concepto que llega para cambiar la tecnología de estos vehículos: los sistemas de accionamiento integrados. En ellos, dentro de la misma carcasa, se encuentran tanto el motor eléctrico como los engranajes del cambio, que funciona automáticamente mediante un software de predicción.

"Uno de nuestras principales estrategias es acelerar la expansión en los mercados emergentes para una nueva movilidad 'cero emisiones', incluyendo las bicicletas eléctricas", dijo el consejero delegado de Valeo, Jacques Aschenbroich, a finales del año pasado. Desde ese momento, Valeo ha adelantado camino en su propósito.

La empresa francesa es uno de los actores clave de la industria automotriz; el 57% de las ventas de Valeo se basan en componentes para la movilidad sostenible. Desarrolla piezas indispensables para la electrificación de los vehículos. Esa experiencia tecnológica “nos hizo decidir hace tres años entrar en un nuevo mercado de la movilidad”, asegura Jérôme Mortal, Director de Electrificación de Valeo, en una entrevista realizada por Bike Europe, en la que explica el funcionamiento de su sistema integrado de accionamiento, que define como una revolución en los sistemas de asistencia al pedaleo. El inicio de esta nueva andadura fueron los triciclos y los scooters eléctricos, aunque rápidamente decidieron seguir adelante centrándose en la industria de las bicicletas eléctricas.

El motor integrado con la transmisión en una sola carcasa

El resultado final del desarrollo de una nueva aplicación para la industria de la bicicleta es un sistema avanzado de asistencia al pedaleo integrado en un solo elemento: Valeo Smart E-Bike System. El sistema integra un motor eléctrico de 48 voltios y una transmisión automática adaptativa con siete marchas unida a los pedales. Una de las curiosidades que ofrece este sistema es que libera el buje trasero de manera que se puede incluir una octava marcha, en este caso, una marcha atrás.

El par del motor que es capaz de ofrecer el sistema, que alcanza los 130 Nm multiplica el esfuerzo del ciclista por ocho, mucho más que los sistemas que actualmente se pueden encontrar en el mercado. De esta forma a partir del plato no hay obstáculos, lo que permite transmitir su rotación a la rueda trasera a través de una correa de carbono, lo que aumenta la durabilidad y reduce el mantenimiento.

Shooting_Valeo_E-Bike_2020

Valeo Smart E-Bike System aplicado a una bicicleta eléctrica de carga.

El sistema de Valeo está disponible para todo tipo de tipos de bicicletas eléctricas, pero es particularmente interesante en las bicicletas de carga. Según la compañía francesa, una bicicleta de este tipo que arrastre una carga de 150 kg puede escalar fácilmente una pendiente del 14% sin que el conductor tenga que hacer un esfuerzo extra. Mortal afirma que su "motor eléctrico de 48 Voltios es significativamente más eficiente que los motores de 24 y 36 voltios que se encuentran en la mayoría de las bicicletas eléctricas".

Además de este motor eléctrico de alto rendimiento, Valeo hace hincapié en la transmisión automática adaptativa integrada en la misma carcasa. "Hemos trabajado en un sistema de cambio totalmente automático y predecible”, dice Mortal. Básicamente su funcionamiento está regido por el algoritmo que evalúa, entre otras cosas, la cadencia del pedaleo y la potencia de la pedalada. El software, que aprende del estilo del ciclista, es capaz de combinarlo con el tipo de terreno que atraviesa para entender lo que este necesita para cambiar de engranaje sin pulsar un botón ni girar una palanca.

La elección de integrar el motor y la caja de cambios en una misma unidad aporta varias ventajas. El sistema ha sido desarrollado desde cero, sin partir de ninguno de los sistemas existentes en las bicicletas eléctricas actuales. Gracias a esta integración inteligente, muchas de las piezas que suelen estar sometidas al desgaste son aquí redundantes, de manera que Valeo ha sido capaz de reducir unos 50 componentes respecto a una bicicleta eléctrica tradicional. Así, además de la reducción de las averías, también lo hace el peso y también la posición del centro de gravedad, que queda centrado de manera que garantiza mejores características durante la conducción.

Prototipos listos para la producción en un mercado gigantesco

Valeo está probando actualmente tres prototipos cada uno de ellos de una categoría diferente de bicicleta eléctrica: ciudad, montaña y carga. Según Mortal, los prototipos, que están listos para la producción, se comparten con los clientes para que realicen pruebas con ellos y evalúen el concepto. “En paralelo, estamos trabajando en la puesta a punto y un plan de validación".

Shooting_Valeo_E-Bike_2020

Valeo Smart E-Bike System aplicado a una bicicleta eléctrica de montaña.

La compañía francesa se marca un objetivo a medio plazo para su introducción en el mercado. Espera que las primeras bicicletas eléctricas que implementen este sistema se pongan a la venta en 2023. En este sentido, Valeo actuará en el mercado como un proveedor, lo que no habrá bicicletas bajo su marca a la venta. Por ahora no se conocen los fabricantes que se han interesado por este sistema, pero Mortal asegura que van desde fabricantes de equipos originales hasta empresas de gestión de flotas. "Algunos quieren que quede integrado como un sistema propio tanto como sea posible, aunque eso depende del tamaño del cliente y las expectativas".

Hoy en día, unas cincuenta personas trabajan a tiempo completo en diseño, fabricación y abastecimiento en Lyon. El año pasado se vendieron 130 millones de bicicletas en todo el mundo y este año la cifra aumentará. Las predicciones más optimistas afirman que en 2030 se venderán 300 millones de bicicletas en todo el mundo, con una proporción creciente de eléctricas. “Puedes tomar un porcentaje X de ese mercado y está claro para todos que estamos hablando de grandes números”. Mortal prevé que, a largo plazo “se podrá desarrollar una segunda línea de productos más ligeros, con más engranajes y con diferentes características para completar una gama completa de productos", concluye Mortal.

Conversaciones: