MÁS IMPUESTOS A LOS COCHES DE GASOLINA

El coche eléctrico podría ser el gran beneficiado del Brexit

Ex funcionarios de la UE pidieron al bloque a través de una carta aumentar los impuestos al combustible fósil para compensar la salida de Gran Bretaña.

El coche eléctrico podría ser el gran beneficiado del Brexit.
El coche eléctrico podría ser el gran beneficiado del Brexit.

La Unión Europea debería aumentar los impuestos al combustible fósil para ayudar a cumplir los objetivos ambientales y cerrar la brecha presupuestaria después de que Gran Bretaña abandone el bloque, dijeron ex altos funcionarios de la UE en una carta a los líderes del bloque. Los impuestos contribuyen a reducir la producción y venta de vehículos de combustible fósil en pro de los coches ecológicos, como los eléctricos, híbridos enchufables y de pila de combustible.

Los líderes europeos discutirán el viernes el próximo presupuesto de la UE para el período 2021-2027 y el tema de los impuestos a los combustibles será abordado a fondo. "Pedimos a la UE que aumente los impuestos del sector del petróleo, el gas y el carbón para cubrir el presupuesto de la UE", escribieron 19 economistas en una carta a la que Reuters tuvo acceso.

El primer ministro italiano Enrico Letta, el ex director de la OMC Pascal Lamy, el ex ministro de Finanzas alemán Hans Eichel y el economista belga Paul de Grauwe estuvieron entre los firmantes. En la carta aseguran que un "modesto" impuesto de cinco euros por tonelada de dióxido de carbono en el carbón, el petróleo y el gas en Europa, generaría ingresos cercanos a los 17.000 millones de euros anuales para el bloque.

La carta también propone elevar el impuesto mínimo sobre el diésel, introduciendo un impuesto al queroseno para abordar las emisiones de la aviación, o bien aplicando una tasa a los billetes de avión. Los líderes de la campaña climática Transport & Environment, con sede en Bruselas, dijeron que la carta tendría peso en los debates sobre los impuestos para abordar la contaminación del aire producidos por el transporte, la mayor fuente de emisiones de Europa. Muchos países están considerando restringir aún más las regulaciones para los coches de gasolina, incluyendo China, que a partir del próximo año exigirá a los fabricantes una cuota mínima de coches ecológicos en el total de vehículos vendidos al año.

Como parte del Acuerdo de París para limitar el calentamiento global a no más de 2 grados, la Unión Europea se ha comprometido a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en al menos un 40% para 2030.

Conversaciones: