Híbridos y Eléctricos

CRISIS DEL CORONAVIRUS

Así es el respirador de Tesla con piezas del Model 3 y el de Seat, con piezas del León

Tesla y Seat muestran, en sendos vídeos, las piezas del Model 3 y el motor del limpiaparabrisas del León que forman parte de los respiradores que suministrarán a los hospitales que los necesiten para los enfermos de Covid-19.

Prototipo del respirador sanitario Tesla.
Prototipo del respirador sanitario Tesla.

La pandemia del coronavirus, que asedia a prácticamente a todos los países del mundo, se está cebando particularmente con España y Estados Unidos, en este caso con mayor dramatismo en la ciudad de Nueva York. Tras cerrar sus fábricas, muchos fabricantes de automóviles han ofrecido sus instalaciones de producción para fabricar algo muy necesario para recuperar a los enfermos: los respiradores sanitarios. Tesla y Seat han mostrado en vídeo como son sus respiradores fabricados, respectivamente, a partir de piezas del Model 3 y del León.

El respirador de Tesla con piezas del Model 3

Hace unas semanas, Elon Musk respondió a la petición de ayuda que lanzó Bill de Blasio, alcalde de Nueva York, ofreciéndose a fabricar respiradores para los hospitales de la ciudad, saturados y limitados en cuanto a los equipos disponibles. Lo hace en la Gigafactoría 2 de Tesla, una instalación situada en Búfalo, que alquila al estado de Nueva York, donde fabrica paneles solares. Además, Musk anunció que estaba trabajando con Medtronic para fabricar respiradores también en su fábrica de Fremont. Tesla empleará su red logística para hacerlos llegar a los hospitales.

En un video publicado en su canal de YouTube, Tesla muestra dos versiones del respirador que ha sido desarrollado y construido empleando las piezas de Model 3 y varios componentes médicos específicos de los respiradores. El equipo de desarrollo ha tratado de usar la mayor cantidad de piezas de las utilizadas en sus coches eléctricos con el objetivo de acelerar el proceso de diseño y fabricación. En un diagrama de flujo, en color naranja, se muestran las partes que se corresponden a piezas propias. Se han empleado algunos de los controladores que se montan en el Model 3, algunas partes del sistema de ventilación HVAC y la pantalla táctil de 15 pulgadas del salpicadero que en este caso sire para mostrar las constantes vitales del paciente.

Este primer modelo que ha mostrado Tesla, funciona, pero todavía no está listo para entrar en producción. Según explica uno de los ingenieros, “queda mucho trabajo por hacer, pero estamos esforzándonos para asegurar que podamos ayudar a muchas personas”.

Estos equipos necesitan ser aprobados y homologados puesto que su correcto funcionamiento es vital para los enfermos. En el caso de Estados Unidos esa tarea le corresponde a la U.S. Food and Drug Administration (FDA), el organismo regulador de la fabricación de alimentos y medicamentos. Deben ser capaces de trabajar continuamente, 24 horas al día, sin dar ningún tipo de fallo y realizando su tarea de la misma forma que lo hacen los equipos médicos que habitualmente se emplean para este propósito.

El respirador de Seat, accionado por el motor de un limpiaparabrisas

En España, SEAT también ha transformado sus instalaciones para fabricar ventiladores sanitarios. Un equipo de ingenieros diseñó 13 prototipos antes de decidir cuál de ellos sería capaz de cumplir con la homologación definitiva del Ministerio de Sanidad. El OxyGEN, ha sido diseñado en colaboración con Protofy, un creador de prototipos con sede en Barcelona.

Motor de limpiaparabrisas de SEAT

Motor de limpiaparabrisas de SEAT.

Cada respirador emplea más de 80 componentes electrónicos y mecánicos, y es sometido a un exhaustivo control de calidad y esterilizado mediante luz ultravioleta. La planta de Martorell produce ahora respiradores utilizando el motor adaptado de los limpiaparabrisas, engranajes y ejes de cajas de cambios. En total, 150 empleados de diferentes áreas ensamblan estos equipos en una línea de producción que solía construir piezas para el SEAT León.

Conversaciones: