Híbridos y Eléctricos

EL CEO ADMITE "DOLORES DE CABEZA"

El CEO de Volkswagen reconoce que la superioridad de Tesla le provoca «dolores de cabeza»

Hebert Diess, el CEO de Volkswagen, ha reconocido en una circular interna la superioridad de Tesla en materia de software y conducción autónoma, una situación que le provoca «dolores de cabeza» y que ya trabajan para solucionar.

Tesla-autopilot_2_hardware-01
Volkswagen admite en una circular interna la superioridad de Tesla en cuanto a software

El CEO de Volkswagen, Hebert Diess, ya había hablado antes públicamente sobre las ventajas de Tesla sobre el resto de la industria en determinados aspectos. Pero nunca había sido tan claro y había admitido de forma tan rotunda la superioridad de Tesla como lo ha hecho ahora en una circular interna remitida a empleados de la compañía alemana.

Según estas filtraciones, publicadas por el medio alemán Automobilwoche, el directivo alemán admite una ventaja significativa de Tesla en lo que respecta a software y sistemas de conducción autónoma. Una de las claves de Tesla han sido las actualizaciones remotas, mediante las cuales sus coches han podido acceder a nuevas funcionalidades e incluso mejorar su autonomía simplemente con una actualización a través de Internet.

Ahora cada vez son más los fabricantes que incorporan la posibilidad de actualizaciones en sus nuevos modelos eléctricos, pero Tesla fue pionera en la industria y ello le ha conferido una ventaja competitiva respecto a los demás. De hecho, estas actualizaciones han mejorado hasta el punto de que también están sirviendo para evolucionar el Autopilot con el objetivo de aumentar el nivel de conducción autónoma del sistema.

Volkswagen es consciente de la situación y su CEO reconoce estar «preocupado» por ello. En palabras de Hebert Diess, Tesla está por delante de su compañía y de «cualquier otro fabricante de coches», algo que le provoca «dolores de cabeza». Diess menciona que los clientes de Tesla parecen estar muy satisfechos con la integración del software de sus vehículos y la experiencia de usuario, pero no es lo que más le preocupa al directivo alemán.

Lo que más preocupa al CEO de Volkswagen es el uso que hace Tesla del software del Autopilot y de la red de coches que ayudan a mejorarlo. Alrededor de 500.000 Tesla en todo el mundo funcionan como una red neuronal que recaba datos continuamente y ayuda no sólo a mejorar el Autopilot, sino a desarrollar más rápidamente nuevas funciones.

Un ejemplo es la función del 'Smart Summon' para que el coche deje a su conductor, por ejemplo, en la puerta de un centro comercial y el vehículo de manera autónoma se vaya a buscar su propio aparcamiento. Una función que mejorará gracias a los mapas y datos de otros coches.

Recientemente salió a la luz que Tesla había acumulando ya más de 4.800 millones de kilómetros (3.000 millones de millas) de datos sobre el Autopilot. Prácticamente ningún fabricante puede hacer lo mismo a día de hoy, y la mayoría de ellos depende de las pruebas que desarrollan en prototipos y flotas internas.

Volkswagen quiere tomar el ejemplo de Tesla y aplicarlo en sus coches eléctricos

Quizá por eso, algunos analistas justifican el enorme valor de Tesla como compañía; la empresa de Elon Musk no se valora simplemente como fabricante de coches, sino como una empresa de software. Y eso, en los tiempos que corren, tiene un enorme valor. En las filtraciones publicadas, Diess hizo referencia a esto mostrando a otros altos directivos gráficos con la cotización de Tesla y la de Volkswagen, que actualmente es aproximadamente la mitad que la de la compañía estadounidense.

Para intentar abordar esta situación, el jefe de Volkswagen dice estar creando una estructura interna para implementar el plan para recortar distancias respecto a Tesla. Volkswagen ha implantado muchas características de software similares a los Tesla en su nuevo ID.3, lo cual no ha evitado que la compañía alemana se haya encontrado con numerosos problemas en el software del ID.3.

Conversaciones: