Híbridos y Eléctricos

CON SHIMANO EP8

Nueva Yeti 160E: la primera bicicleta eléctrica de Yeti es una radical y capaz eMTB

Yeti Cycles presenta su primer bicicleta eléctrica, la Yeti E160. Se trata de una bicicleta eléctrica de montaña con la que la firma pretende acercar a sus clientes tanto como sea posible a las bicicletas de competición.

Así es la primera bicicleta eléctrica de Yeti.
Así es la primera bicicleta eléctrica de Yeti.

Yeti es una firma de bicicletas de montaña que aún no había lanzado al mercado ningún modelo con asistencia eléctrica al pedaleo, pero ahora han puesto remedio a esta situación con la nueva Yeti E160, una radical bicicleta eléctrica de montaña que se corresponde con las señas de identidad de Yeti Cycles.

Dicen desde la firma que han tardado tanto en adentrarse en este nicho de mercado tan en auge en estos últimos tiempos porque querían lanzar un producto con el que pudieran implementar su saber hacer de competición en una bicicleta eléctrica para particulares y aficionados.

El resultado es una bicicletas eléctrica de eMTB, que luce una geometría de doble suspensión que puede configurarse en una especificación de tipo mullet si el cliente lo deseara, ya que existe la opción de elegir entre ruedas de 29 ó 27,5 pulgadas o combinarlas. Como es habitual en este tipo de bicicletas eléctricas su esquema eléctrico queda representado por un motor eléctrico apostado en el eje del pedalier, mientras que la batería se ubica en el tubo inferior del cuadro.

2022-yeticycles-160e-t1-team-dark-03-2022-yeticycles-160e-t1-team-dark-03-1600

Yeti E160.

El sistema eléctrico es obra de Shimano, quien dota a la Yeti E160 de un Shimano EP8, que es su buque insignia en lo relativo a bicicletas eléctricas. Éste se alimenta de una batería de iones de litio cuya capacidad se cifra en 630 Wh. Una cifra que aunque queda por debajo del sistema eléctrico recién estrenado por Bosch, sigue tratándose de una capacidad solvente. No especifica el fabricante una cifra de autonomía aproximada, aunque tampoco se antoja clave, pues la razón de ser de este tipo de bicicletas se aleja de recorrer grandes distancias asistiendo eléctricamente al ciclista.

El funcionamiento de su esquema eléctrico queda reflejado en una pantalla modelo Shimano EM-800 multicolor (es habitual aún encontrar pantallas monocromo) y su batería se puede extraer para su carga o cargarla cuando se encuentra acoplada a la bicicleta, como es habitual. En total, y dependiendo de la versión y talla que escojamos, el peso de la Yeti E160 oscilará entre entre 21 y 22 kg.

A destacar encontramos, sin duda, su esquema de suspensión, pues se trata de uno de los aspectos más importantes de una bicicleta eléctrica de este concepto. Tanto la suspensión incorporada en el cuadro como la horquilla delantera están fabricadas por FOX, y mientras tienemos 170 milímetros de recorrido en el eje delantero, el el amortiguador central goza de 160 milímetros y sistema Sixfinity.

160E

Yeti E160 en acción.

El sistema Sixfinity lo ha desarrollado la propia Yeti junto a Fox en exclusiva para sus bicicletas eléctricas de montaña. Se acciona mediante una ruleta situada en la base inferior del amortiguador del cuadro y cuenta con tres posiciones distintas para configurarlo. Consiste en un sistema de suspensión basado en una conexión de 6 anclajes que aporta más rigidez cuando se desea y como ofrece la posibilidad de configurarlo, puede ajustarse para que sea más progresivo o agresivo, adaptándose así a las condiciones del terreno así como también al tipo de pilotaje que el ciclista quiere practicar.

Dadas sus pretensiones como producto, era de esperar que la Yeti E160 tuviera un precio a la altura de las circunstancias. Y es que, según han dado a conocer desde Brujula Bike, está disponible en España con un precio de 10.295 euros para el modelo C1 de entrada y de 12.365  para la T1.

Conversaciones: