Híbridos y Eléctricos

PARA 2026

Skoda lanzará un nuevo coche eléctrico urbano, ¿qué sabemos de él?

Skoda lanzará un modelo eléctrico urbano basado en uno de los concepts ya adelantados por Volkswagen y Cupra. Se lanzará en el año 2026 y utilizará la plataforma MEB Entry. 

Skoda lanzará un urbano eléctrico en los próximos años
Skoda lanzará un urbano eléctrico en los próximos años (Imagen: Volkswagen ID.Life)

Se sabe que bajo el paraguas del Grupo Volkswagen toda -o la mayoría- la tecnología, modelos o tipos de construcción es compartido entre las marcas, creando así un tipo de vehículo más homogéneo, aunque cada una de las firmas después inserte en él su propio ADN. Volkswagen y Cupra ya dieron a conocer cuáles serán sus bazas para adentrarse en el territorio de compactos eléctricos. Ambas marcas hicieron lo propio bajo los modelos conceptuales Volkswagen ID.Life y el Cupra UrbanRebel. No obstante, aunque fueran presentados bajo dichas marcas, se conoce que otras firmas tomarán ese modelo para adaptarlo sobre sí. 

Este es el caso de Skoda que aunque no haya dado a conocer cómo será su futuro modelo urbano, este tomará las nociones básicas de los otros dos vehículos conceptuales mencionados. Según ha confirmado Thomas Schäfer, CEO de Skoda, en una reciente entrevista al medio Autocar, el futuro modelo de la firma checa será “hermoso y realmente se adaptará a Skoda”

El futuro Skoda eléctrico urbano tomará los cimientos de la plataforma MEB Entry del Grupo Volkswagen, la cual es una versión reducida de la conocida MEB y está pensada para coches de alrededor de cuatro metros de longitud. Según ha confirmado el CEO, este urbano pondría a la venta después de que los modelos derivados del Volkswagen ID.Life y del Cupra UrbanRebel hicieran lo propio, es decir, hasta el año 2026 es posible que no conozcamos al nuevo urbano eléctrico de Skoda. 

Todos los rumores apuntan a que Skoda podría presentar dos carrocerías de acceso a la gama, tal y como se espera que haga Volkswagen con el futuro ID.1 y el ID.2, aunque por el momento no existe confirmación oficial al respecto. De ser así, la firma checa tomará como base ambos modelos anteriormente mencionados de las marcas Volkswagen y Cupra y los adaptaría para sí. 

Otra de las cuestiones que quedan en el aire es que la plataforma que emplearán estos eléctricos, la mencionada MEB Entry, se adapta únicamente a modelos con tracción delantera y motor delantero, perfectos en el día a día para el que inicialmente estarían concebidos, pero principalmente para modelos que buscarían ir un paso más allá no queda claro si podría insertar un segundo motor en el eje trasero y convertir al modelo en cuestión en un tracción total, especialmente para modelos con firma GTX, en el caso de Volkswagen, o RS en el caso de Skoda. 

Recordemos que Skoda rehusó de lanzar un modelo derivado del ID.3, como sí hizo Cupra, e hizo lo propio directamente sobre el Volkswagen ID.4 en forma de Skoda Enyaq. Más adelante llegarán nuevos modelos situados por debajo de este pero, por el momento, no se conoce la intención de lanzar un compacto eléctrico, al menos de momento. 

Aunque ya se encuentran reorganizando el futuro próximo de la marca, los directivos de Skoda actualmente se encuentran inmersos en la organización de la comercialización del nuevo Skoda Enyaq Coupé iV, un modelo que aspira a convertirse en un best seller para la marca, además de destacar por una estética de lo más llamativa.

Conversaciones: